Dos ex carabineros formalizados por muerte de detenido en carro policial

Por publimetro

Dos carabineros en retiro fueron formalizados en Rancagua por cuasidelito de homicidio en el caso de un detenido que murió encerrado en un carro policial en febrero de 2014, debido a la alta temperatura que alcanzó el interior del vehícul, alrededor de 43° Celsius.

El Juzgado de Garantía de Rancagua dispuso las medidas cautelares de arraigo nacional y firma quiencenal en la fiscalía local y fijó un plazo de 90 días de investigación. En el caso son querellantes el Consejo de Defensa del Estado y el Instituto Nacional de Derechos Humanos.

Los hechos se registraron en febrero de 2014 y por varios meses fueron investigados por la Fiscalía Militar, donde se investigaba no sólo a los funcionarios policiales a cargo del carro policial donde falleció la víctima, sino que también a otros uniformados de la Primera Comisaría de Rancagua que habrían cometido diversas irregularidades posterior al hallazgo del cuerpo.

Sin embargo un dictamen de la Corte Suprema determinó que la justicia ordinaria, a través de la Fiscalía local de Rancagua, investigara la muerte de Jorge Aravena Navarrete, de 44 años de edad, ocurrida el 17 de febrero de 2014.

El caso quedó en manos del fiscal de Rancagua, Sergio Moya, quien determinó que Navarrete fue retenido pasado el mediodía por personal de un céntrico restaurante, luego de que se negara a pagar la cuenta de su consumo y la de un amigo con quien había estado compartiendo a la hora de almuerzo.

Inicialmente el procedimiento lo adoptó un carabinero que se encontraba de servicio como guía canino en el centro de la ciudad. Luego este carabinero pidió apoyo a personal uniformado que se movilizaba en un furgón policial para el traslado del detenido, hasta la comisaría para continuar con el procedimiento de rigor.

Este traslado se hizo en el calabozo del vehículo policial, por parte del entonces sargento segundo C.A.C.S y el cabo segundo P.E.U.R.

Según el fiscal, los entonces carabineros no cumplieron con la normativa interna ni los protocolos de su institución, estacionando el vehículo en el patio de la unidad policial, y dejando al detenido en su interior, confinado en dicho calabozo metálico durante toda la tarde.

De acuerdo a los peritajes, la temperatura pudo haber alcanzado los 42,8 grados Celsius. Navarrete fue encontrado sin vida alrededor de las 20 horas.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo