Unión Civil: Pareja acusa a empresa al Sernac por discriminación arbitraria

Luis Larraín, presidente de Fundación Iguales, asegura que "la Ley en Chile debe respetarse para todos y para todas y por todos y todas y que el principio de igualdad y no discriminación que está consagrado en la Constitución, pero que está explicativo en la Ley antidiscriminación”.

Por Nathaly Lepe

“Hubo una vez dos chicos que se encontraron por casualidad, conversaron, soñaron, cantaron, bailaron y rieron sin parar. Hoy después de 1245 días juntos. Y ahora que si podemos. Queremos invitarte a compartir su unión civil”.

Con esas palabras Pablo Zapata  -voluntario de la Fundación Iguales- y Luis Carreño, diseñaron el parte que quieren enviar a sus invitados para que los acompañen en su ceremonia de firma del Acuerdo de Unión Civil, y que les ha generado ciertas complicaciones, que derivaron en una presentación ante el Sernac en contra de una imprenta, la que se negó a realizar el trabajo.

Pablo comenta a Publimetro, que cuando finalmente tuvieron la hora confirmada en cuando se realizaría la ceremonia, comenzaron a cotizar partes y una de las empresas requeridas les envió una respuesta que los dejó afectados.

“Enviamos un mail a la imprenta  y nos reprendieron: estimado Pablo no podemos hacer este trabajo, hacer este parte va en contra de nuestros valores que te vaya bien, saludos”.

Pablo no entiende la discriminación y asegura que “nuestro parte no tenía nada raro, era el lugar, decía unión civil Pablo Zapata y Luís Carreño, y no considero que eso atente los valores de nadie”.

“A nosotros como pareja nos parece una situación lamentable ya que sentimos que se nos está discriminando arbitrariamente en el acceso a este servicio”, agrega.

Por ese motivo, se decidieron hacer una presentación ante el Servicio Nacional del Consumidor argumentando que la imprenta “está vulnerando la ley del consumidor, porque la ley sanciona a quienes de forma injustificada se niegan a entregar un servicio”.
 
Publimetro contactó a la Imprenta Publicamos, y a través de su representante Cesar Ángelo, explicaron que efectivamente rechazaron el trabajo, “porque eso va en contra de nuestras convicciones, nuestros valores cristianos y principalmente por un tema de principios”.

“Tenemos una línea y muchas veces hemos rechazado trabajo que van en contra de nuestros valores”, dijo el publicista.

Ángelo comentó que es la primera vez que reciben una solicitud para realizar partes a parejas del mismo sexo, pero que su rechazo nunca fue agresivo.

“Tampoco hacemos por ejemplo cosas relacionadas con pornografía, siempre rechazamos los trabajos que van en contra de nuestros principios”, complementó.

Por su parte el presidente de la Fundación Iguales, Luis Larraín, al ser consultado por la materia, afirmó que se hicieron parte en la presentación al Sernac, porque las empresas tienen que entender que si bien tienen el derecho a tener sus propios principios, estos en ningún caso pueden estar sobre las leyes que actualmente rigen el país.

“La Ley en Chile debe respetarse para todos y para todas y por todos y todas y que el principio de igualdad y no discriminación que está consagrado en la Constitución, pero que está explicativo en la Ley antidiscriminación”.

“La ley del consumidor establece además  que una empresa no puede discriminar a un cliente por ninguna razón, por su pertenencia en ningún grupo, en este caso claramente lo que ocurrió fue una discriminación por orientación sexual”, concluyó.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo