Proyecto permitiría uso de la fuerza para defenderse de “portonazos”

El futuro proyecto normativo, que será escrito por los diputados Daniel Farcas (PPD), Gonzalo Fuenzalida (RN) y Gabriel Silber (DC) permitirá aplicar el concepto de legítima defensa incluso si es que, con motivo de la prevención de parte de la víctima, ocurre la muerte del delincuente

Por Jaime Liencura M.

Un proyecto que permitirá extender el concepto de legítima defensa a víctimas de “portonazos” es lo que están analizando los diputados Daniel Farcas (PPD), Gonzalo Fuenzalida (RN) y Gabriel Silber (DC), todos miembros de la Comisión de Seguridad Ciudadana de la Camara Baja, ante el aumento de esta medida. 

Los mismos autores de la ley que faculta a Carabineros realizar controles de identidad de forma preventiva pretenden ahora reunirse el martes 22 de septiembre con la ministra de Justicia, Javiera Blanco, para ver la posibilidad de tipificar el “portanazo” para asignarle penas y prevenir su ocurrencia. 

Así al menos lo indica a Publimetro Gonzalo Fuenzalida (RN) quien asegura que “el proyecto no se ha presentado pero buscará analizar si es que la legítima defensa aplica o no cuando está siendo víctima de un ‘portonazo’”, asegura. 

Por otra parte, el diputado Daniel Farcas asegura que “lo que buscamos es ampliar la legítima defensa a las inmediaciones de un inmbueble, una casa, un departamento o un local comercial, para que las personas tengan opción de defenderse o para permitir que otros puedan ir en defensa de una persona que está siendo afectada por un portazo”. 

El parlamentario explica que “hoy puede darse la paradoja absurda que una persona, por defenderse, termine acusada de un delito mayor al que intentó repeler”.

Gabriel Fuenzalida, a su vez explica que esto ocurre porque en el actual Código Civil, cuando se habla de legítima defensa, no se contempla precisamente el robo de vehículos por sorpresa en el portón de la casa de una víctima.

“Para aducir legítima defensa, la persona debe ser víctima de un robo con violencia, donde se requiere agresión ilegítima y seria; el robo con fuerza, que requiere rompimiento de infraestructura; y el robo por sorpresa, que corresponde a la sustracción de dineros o especies. Un auto no está dentro de esas categorías, entonces si la persona se defiende en un portonazo, estaría fuera de esas causales que implican la legítima defensa”, asegura Fuenzalida.

La abogada Sandra Brill, especialista de Miabogado.cl refuerza las palabras y explica que todas formas, la abogada explica que generalmente la legítima defensa se ve caso a caso porque “es muy diferente una persona que se sintió realmente amenazada en su vida e integridad física con un arma o tuvo que efectivamente repeler a un delincuente que lo golpeaba, a un robo con sorpresa donde, por ejemplo, un delincuente que se encontraba inclusive desarmado o que no procedió a propinar ningún tipo de golpe resultó muerto, en cuyo caso sería difícil hacer valer legítima defensa”.

Por lo mismo, la idea de los diputados es que las víctimas puedan defenderse sin ser juzgados por aquellos.

Podría derivar en la muerte del delincuente

Una de las áreas donde este futuro proyecto puede encontrar rechazo de parte de otros parlamentarios, es que contraviene una indicación de las policías sobre evitar repeler un acto violento porque muchas veces puede ser peor para las víctimas. De hecho, siempre recomiendan entregar los objetos sin oponer resistencias. 

Ante esto, Gabriel Fuenzalida es enfático. “Siempre es mejor no resistirse ante un robo, pero no todos reaccionan de igual manera ante la violencia, entonces la idea del proyecto es evitar que sea castigado defenderse, para quien quiera hacerlo”. 

Otras de las críticas que puede generar esta discusión es la posibilidad de dar muerte a un delincuente producto de la defensa legítima. Daniel Farcas dice que “si una persona atropella a un delincuente, actualmente podría incluso juzgársela por cuasi delito de homicidio”.

“Si por desgracia ocurre, si la persona le causa lesiones al agresor, obviamente esa persona no está hablando de ningún delito, lo hizo solo por defenderse. Estamos hablando de una proporcionalidad a la hora de defenderse”, agrega Farcas.,

“Nosotros tenemos que ponernos en esos casos y en la mayoría son pocas las personas que se defienden, pero en ese único caso, si es que la persona, por ejemplo, atropella a sus victimario, eso puede ocurrir y eso no tiene por qué ser penado. Tenemos que ponerlo en este caso y pensar, ¿la legítima defensa cubre o no este caso? Por eso estamos analizando que ese concepto cubra este caso”, explica Fuenzalida.  

¿Más penas a menores que participen de portonazos?

Otra de los datos interesantes es la creciente participación de menores en los “portonazos”. Ante esto, los diputados dicen que analizarán el tema aunque no necesariamente será incluido en el futuro proyecto que presenten al respecto. 

“Hoy la ley de responsabilidad adolescente es una ley de irresponsabilidad adolescente”, aclara Daniel Farcas.

Gonzalo Fuenzalida es más cauto indicando que el tema requiere una revisión más profunda. “Pretender hacer una modificaicón a la Ley de menores solamente por el caso de los “portonazos” sería bastante poco eficiente. Si vamos a modificar la ley tiene que ser bastante extensa. Hay muchos casos que demuestran que el Estado falló en la idea de desincentivar a los menores en la comisión de delitos. Entonces, si vamos a revisar esa ley, tenemos que hacer un trabajo de análisis mayor”, finaliza. 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo