Chile lidera ranking de competitividad económica en Latam

Por

POR DANIEL INOSTROZA

 

 

La incertidumbre por el escenario económico internacional y las transformaciones reformistas que lleva a cabo el Gobierno de Michelle Bachelet son uno de los principales factores que influyen en las complicaciones económicas que enfrenta el país, principalmente en el crecimiento, según señalan diversos expertos en la materia.

Sin embargo, pese a estas adversidades, Chile se mantiene en el escenario internacional como una potencia emergente en el área económica y líder en la región. Así lo señala el último informe del Foro Económico Mundial, que ubica a Chile en el primer lugar junto a Puerto Rico en el índice de competitividad global, con una puntuación de 4.6 de 5.7 posibles.

 

Los principales factores que mide este índice son tres: requerimientos básicos (ética y corrupción en las instalaciones públicas, derecho a la propiedad o desempeño del sector público, entre otros);  potenciadores de eficiencia (calidad de la educación, capacitación en el empleo o competencia, por ejemplo); y factores de innovación (calidad de instituciones de investigación científica).

Pero, ¿qué entendemos por competitividad? El economista Bernardo Fontaine señala que la competitividad es “la buena capacidad para exportar y buena capacidad para que las actividades nacionales compitan con las importaciones. Por eso cuando subes exageradamente los impuestos o aumentas los salarios más allá de lo que el país puede, los productos chilenos tienen un costo más alto y se hace más difícil competir en los mercados internacionales”. Por otra parte, a la industria nacional “le cuesta competir con los productos chinos, por ejemplo, porque tiene costos más altos”.

Además, señala que el escenario actual de Chile en la economía global se debe “a años de buenas políticas económicas. Pero el problema es que las reformas del Gobierno están técnicamente mal diseñadas, lo que va a perjudicar la competitividad de Chile, aunque ese efecto todavía no se manifiesta“.

Fontaine agrega que “la situación económica no es buena porque estamos creciendo sólo a un 2% (…) entonces vemos que estas reformas contradicen el método de Chile de hacer las reformas en el pasado, con criterios técnicos  correctos, que lo llevaron a la posición de competitividad que vemos hoy”.

El experto concluye que ante este escenario es muy importante “compatibilizar una buena legislación laboral, con sueldos en aumento y más empleo disponible, con lo que el país puede hacer en esa materia. Porque si artificialmente se inflan los salarios, esto va a determinar que el país sea menos competitivo porque los costos serán más altos que China, por ejemplo, lo que se traduce en menor crecimiento, menor empleo y que los sueldos bajen”.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo