El particular invento chileno para resistir la destrucción de un terremoto

El dispositivo permite, gracias a una estructura de acero y una cubierta de policarbonato enfrentar un fuerte sismo o terremoto, sin tener que abandonar el lugar de reposo en el hogar.

Por Nathaly Lepe

En septiembre fue el último terremoto que movió fuerte el piso a los chilenos y prácticamente ya no nos sorprendemos de los movimientos telúricos. Sin embargo, existe un grupo de personas que por razones de edad o por el pánico que tienen a estas manifestaciones de la naturaleza, que son más vulnerables al momento de un temblor. 

En esas personas pensó Mauricio Gallardo, cuando por su cabeza de inventor apareció la idea de una cápsula ultra resistente, que puede instalarse dentro de las casas, para protegerse de cualquier sismo.

La innovadora creación se transformó en una de las principales atracciones del Primer Congreso de Inventores, organizado por la Fundación para la Invención, en el que se dieron cita creativos y empresas que buscan hacer más eficientes sus procesos productivos. 

El dispositivo elaborado por Gallardo permite, gracias a una estructura de acero y una cubierta de policarbonato enfrentar un fuerte sismo o terremoto, sin tener que abandonar el lugar de reposo en el hogar, considerando que la estructura es aplicable a muebles, sofás, sillones, y camas.

“La cápsula básicamente lo que hace es conformar un habitáculo de protección personal o grupal y en el fondo es un casco protector cultural, como un casco para la cabeza, pero para todo el cuerpo”, explica Gallardo. 

El habitáculo contiene en su interior iluminación led y un kit de emergencias, cuenta con una cápsula protectora oculta la que se desliza completamente desde el cilindro protector. 

“El objetivo de la cápsula asegurar la tranquilidad de las personas ante eventos sísmicos, que muchas veces no sólo provocan un daño físico, sino que también sicológico. Esto te permite aislarte y mantener la calma hasta que termine el episodio”, agrega. 

La cápsula antisísmica puede ser usada por varias personas a la vez, permitiendo a una familia protegerse ante el episodio sísmico. “Se puede ocultar en el respaldo de un sillón de un mueble, una cama o un muro, y la idea es que proteja a varias personas”, afirma Gallardo. 

La gracia, agrega el inventor, es que siempre está lista para ser usada “porque para donde arranques va a estar temblando, es en realidad como una zona de seguridad que te puede proteger de mejor manera”. 

Incluso asegura que el producto es capaz de resistir la caída de una casa protegiendo a quienes se encuentren en su interior. “Podría resistir la caída de una casa de un piso, incluso dos”, acota. 

Gallardo explica que aunque aún no cuenta con una producción masiva de la cápsula, quienes estén interesados en conocer el prototipo o mandarla a hacer, pueden contactarlo a través de su página web. 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo