Qué tanto afecta la #ColusióndelConfort en nuestros fondos de pensiones

Por

 

 

Pablo Contreras Pérez

La colusión destapada la semana, en la que las dos papeleras más grandes del país se pusieron de acuerdo para fijar precios y la producción de productos como papel higiénico y servilletas entre 2000 y 2011, provocó la indignación de los consumidores por el evidente perjuicio al bolsillo que esto pudo haberles provocado.

 

Sin embargo, hay otra arista que podría llamar la atención y que no se mencionado mucho: los fondos previsionales. Y qué tiene que ver una cosa con la otra se preguntará usted, resulta que en los días posteriores a que se supiera del caso, la acción de la Cmpc bajó en alrededor de un 8%, pero aunque han registrado un repunte, se debe recordar que las AFP invierten nuestros ahorros precisamente en títulos de empresas como ésta. Pero ¿qué tan afectado se ve nuestro dinero por el denominado “Cartel del Confort”?

 

Según el creador de Felices y Forrados, Gino Lorenzini, con la caída en el valor de los títulos de la Papelera, se han perdido de 62 millones de dólares. Pese a que es una cifra no menor, similar a una Teletón dice, subraya que del total de los fondos, el 0,45% está invertido en acciones de la compañía de los Matte y dicha cifra es menor frente a los más de 160 mil millones que suman los ahorros de los cotizantes.

 

Aunque Lorenzini resalta otro aspecto al que ponerle atención. “Esta es la primera colusión en la que los consumidores están castigando con venta y ahí hay un daño que probablemente todavía no se actualiza y es que si este cambio de conducta la gente lo mantiene en el tiempo, puede ser un daño enorme para la compañía, perdiendo su valor“, sostiene.

 

En ese sentido, Mario Valenzuela, vicedecano de Economía y Negocios de la Universidad San Sebastián, añade que “lo más grave es que se ha generado un nuevo daño a la fe pública de los compradores de títulos accionarios de ésta compañía”, por lo que explica que “indudablemente la rentabilidad de los fondos de pensiones puede ser en algo dañada con todo esto, en la medida que cambie el valor bursátil de estas compañías en el largo plazo”.

 

Pese a todo lo anterior, Lorenzini aterriza estos temores. “60 millones de dólares es enorme, pero como los fondos de pensiones están diversificados y rentan bien internacionalmente, en la práctica, la gente no ha perdido en sus fondos de pensiones”, asevera.

 

De todas maneras hace un llamado de atención a qué es lo que debe corregirse para evitar estos posibles perjuicios. “Aquí hay una gran falla de gobiernos corporativos en las empresas y la AFP en eso sí tienen un rol, porque eligen directores, porque son accionistas“, afirma el economista. A su vez, estima que la Superintendencia de Pensiones debería tomar más medidas.

 

Valenzuela se suma a eso último, apuntando a que “la autoridad debe fiscalizar en todo momento que las compañías que se transan en la Bolsa reflejen toda la información económica relevante para tomar decisiones por parte de los agentes económicos, que finalmente representados por los inversionistas institucionales, somos todos nosotros“.

 

El académico concluye recalcando que lo más urgente hoy es una nueva ley que “incluya penas y sanciones más drásticas para las personas, y multas económicas mucho más significativas y proporcionales al daño causado con el enriquecimiento ilícito”.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo