Las claves de Londres para ser el modelo de desarrollo urbano que busca Santiago

Referente mundial en eficiencia de sistemas de transporte. El gran responsable de estos cambios, Ken Livingstone, da consejos aplicables en Santiago.

Por Daniel Inostroza

El ex alcalde de Londres Ken Livingstone, entre 2000 y 2008, encabezó el proyecto de ciudad que transformó a la capital del Reino Unido en un modelo de desarrollo urbano sostenible y respetuoso de todos los actores involucrados en el uso del espacio público. Fue el primer alcalde londinense y asegura que la figura de una autoridad metropolitana elegida democráticamente y con mayores atribuciones, es el primer paso para resolver los problemas que hoy enfrenta nuestra capital. En el marco de la ‘4º Conferencia Internacional de Ciudad: ReGeneración Urbana’, desarrollada por la Cámara Chilena de la Construcción, el experto internacional compartió con Publimetro las claves del exitoso modelo londinense.

Respecto de los principales problemas que enfrentaba Londres en el 2000, Livingstone señala que “enfrentábamos un terrible problema de congestión y la eficiencia del sistema de transporte declinando, por lo el sector empresarial decía: ‘si las cosas no mejoran nos iremos a otras ciudades’. Era urgente introducir cambios”.

Livingstone destaca que durante 14 años no hubo un gobierno regional, pero “Tony Blair (primer ministro británico desde 1997 a 2007) creó un sistema de representación en la autoridad de un alcalde mayor con elección democrática y en ese momento se comenzó a hablar de inversión y cambio. Esa es la principal clave”, y agrega respecto de Santiago que “es impensado que una ciudad tan grande y con tanto potencial Santiago no tenga una autoridad metropolitana electa democráticamente y con atribuciones para comenzar los cambios”.

Sin embargo, valora lo hecho en Chile y en su visión en comparación con otros países de la región, no estamos tan mal. “Estuve hace meses en Río (de Janeiro, Brasil) y el tráfico era simplemente terrible, mucho peor que aquí”, señala Livingstone, y complementa con que “el centro de Santiago tiene mucho potencial para construir más áreas peatonales, muy buena infraestructura, bonitos edificios y podría ser una increíble atracción turística si se potenciaran los espacios públicos”.

Zanjado el tema de la autoridad metropolitana, el ex alcalde de Londres agrega que “dicha autoridad podría invertir en más infraestructura para transportes potenciando, además de los buses (Transantiago) y Metro, otros medios como infraestructura para bicicletas, proyectos de teleféricos. También se podría invertir en un sistema de corredores integrados con áreas verdes y espacio público inclusivo que vinculen a la ciudad con sus habitantes”.

Otro tema que en nuestro país se discute de cuando en vez es la tarificación vial por zonas congestionadas, modelo aplicado en Londres que trajo positivos resultados. “No hay desventajas mientras mejoras el sistema de transporte público y ofreces buenas alternativas a los conductores de autos para que dejen su vehículo en casa, creando más vías prioritarias para buses y el tren subterráneo”, argumenta el inglés y consultado sobre una posible aplicación en nuestro país, agregó que “es un sistema bien simple donde sólo necesitas cámaras de monitoreo y computadores relacionados a las cuentas bancarias de los ciudadanos para que se descuente el costo de ingreso de su cuenta”, aunque también se puede “la alternativa de un pase diario”.
    
Y respecto de las críticas que esta medida podría despertar en los usuarios del parque automotriz, es enfático en señalar que “cuando introdujimos esto en Londres, simplemente 2/5 de personas dejaron de usar el carro para llegar al centro. Redujimos la congestión y eso fue el resultado más relevante, porque el tiempo nos dio la razón y hoy la ciudad es mucho más amable con todos, los peatones, ciclistas, usuarios del transporte e incluso automovilistas”.

El experto en transportes de la facultad de Ingeniería de la Universidad de Chile, Leonardo Basso señala que en el caso de Londres es muy importante el tema de la institucionalidad, tal como lo plantea Livingstone. “El alcalde (mayor) tiene efectivamente tuición sobre la ciudad completa y puede tomar decisiones sobre infraestructura, sistemas de transporte público y precios, y eso en Chile está lejos de suceder”.

Respecto de las políticas que se implementaron en Londres, según Basso hay tres súper claras: “Muchas pistas sólo bus y en Santiago vamos muy lentos con eso. Además, menciona el tema de la tarificación, pero señala que “en en Chile es imposible y yo creo que en realidad no va a suceder. Aunque si tienes una política muy amplia de pistas sólo bus, incluso podrías ahorrarte la tarificación vial“. Y en tercer lugar sitúa el tema del subsidio al transporte público, “que en Londres es por sobre el 60% y acá sólo llega al 40%. Además que el control que existe sobre ese subsidio es muy superior al de acá”.

En este escenario, el subdirector del Centro de Desarrollo Urbano Sustentable (Cedes) de la Universidad Católica, Juan Carlos Muñoz, declara a Publimetro que “Santiago debiera aspirar a ser como Londres en muchos aspectos”. Muñoz concuerda en la necesidad de la autoridad metropolitana porque a su juicio “los usuarios del transporte público son lo más perjudicados sin una autoridad que coordine a nivel regional”.

A modo de ejemplo señala que en el sector oriente de Santiago, la mayoría de los residentes no son usuarios del transporte público, pero sí lo son quienes trabajan en la comuna. “Sin embargo los interés de reelección del alcalde no están con los usuarios del transporte, sino con los residentes de su comuna. Ahí se produce un conflicto de intereses tremendo entre lo que es bueno para la ciudad y lo que es bueno para la comuna”.

El experto del Cedeus concluye que “parte del éxito de Londres es porque cuenta con una agencia denominada Transport for London, en que las autoridades políticas tienen una autoridad que trasciende los ciclos políticos y eso es muy relevante, porque de lo contrario pierdes la planificación de largo plazo y los proyectos que realmente pueden cambiar la cara a la ciudad empieza a tener el ciclo de vida del intendente”.

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo