¡Increíble! La dieron por muerta durante 10 años y estaba jugando en cibercafé

Desapareció en 2005 tras una disputa familiarFue dada por muerta hasta que la policía descubrió que llevaba identidad falsaSe pasaba la vida jugando en cibercafésSobrevivía con trabajos esporádicos que conseguía en los mismos cibercafés

Por PUBLIMETRO

 

Xiao Yun, a los 14 años se escapó de la casa de sus padres y se mantuvo desde entonces jugando en uno de los locales de servicio de internet de la provincia de Zhejiang en China.

Una inspección rutinaria de la policía en un cibercafé encontró a una joven de 24 años que llevaba documentación falsa. Se trataba de la desaparecida. Según explicó la propia Xiao Yun, huyó de casa tras una discusión con sus padres. Aficionada al videojuego online, la joven se había dedicado desde entonces a jugar en diferentes cibercafés. De noche aprovechaba algunos establecimientos que no cerraban para dormir, o acudía a casas de baños y albergues. Ocasionalmente, Xiao Yun trabajaba de cajera en algunos de los locales para obtener fondos con los que comprar comida y seguir financiando sus partidas. Solo en la provincia de Wuhan hay unos 2.000 cibercafés. Pasar la noche jugando en uno de ellos apenas cuesta unos céntimos de euro.

Xiao Yin ha sido multada con 1.000 yuanes (unos 147 euros) por resistencia a la autoridad y será entregada a sus padres. En una entrevista al Qianjiang Evening News, su madre ha explicado que la joven era muy impaciente y tozuda, motivo por el que discutían a menudo.

En los países asiáticos, los videojuegos en línea son una cultura aparte. El fanatismo llega a niveles insospechados, y el aislamiento provoca situaciones como la de un joven taiwanés fallecido tras tres días ininterrumpidos de juego, o mujeres que dan a luz mientras los demás continúan su partida, entre otros.

En Japón el problema va más allá, y se cree que existen unas 70 mil personas durmiendo en los locutorios, con casi 7 mil viviendo de forma permanente. Un ejemplo de ello es el corto “Japan’s Disposable Workers: Net Cafe Refugees”, que muestra la solitaria vida de empleados temporales con bajo sueldo, y que no tienen la posibilidad de acceder a un departamento propio.

De esta forma, se las arreglan sólo pagando lo correspondiente a las horas de internet, lo que les da derecho a servicios sanitarios, un PC y un cubículo privado, que finalmente se transforma en su residencia.

 

PUB/IA

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo