Presidenta Bachelet deja ofrendas florales en el café Ba Ta Clan

La Jefa de Estado se encuentra en Francia para participar de la cumbre COP21, donde tendrá ponencias el lunes y el martes

Por Camila Albertini

Qué viene en la COP 21

Hoy comienza  la vigésimo primera versión de la COP 21 en París, la que tendrá una duración de dos semanas con el objetivo de culminar las negociaciones para adoptar un nuevo régimen universal de control de gases de efecto invernadero.

 
La agenda de la Presidenta Bachelet contempla, además de su intervención en las declaraciones de Jefes de Estado, un almuerzo con el Presidente de Francia, François Hollande, y el presidente del COP 21, el ministro Laurente Fabius; participar en el lanzamiento de las iniciativas  “Mission Innovation”, presentada por Estados Unidos y la propuesta “Alianza Solar Internacional”, de Francia e India.
 
Chile es el único país sudamericano convocado para unirse a la “Mission Innovation”, que contempla que los gobiernos dupliquen su inversión en investigación y desarrollo de energía limpia en cinco años.
 
La Mandataria cerrará su jornada con el panel “Carbón Pricing”, del cual formará parte, y que es organizado por el Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional, cuyo objetivo es hacer un llamado a fijar un precio a la contaminación del carbono.
 
El objetivo principal de la cumbre será concretar el Acuerdo de París, sustentado en torno a tres pilares: mitigación de gases de efecto invernadero, adaptación a las consecuencias del cambio climático y cómo se implementarán las medidas acordadas. 
 
También se lanzará la “Reforma a los subsidios a combustibles fósiles ineficientes”, iniciativa del Primer Ministro de Nueva Zelanda, John Key, y que hasta ahora es un instrumento no vinculante que cuenta con apoyo de 34 países, entre ellos Chile.
 
Estiman que esta reforma reduciría las emisiones de gases de efecto invernadero sobre un 12 por ciento y ahorrar a los gobiernos a nivel mundial sobre 600 mil millones de dólares.
 
Representantes de 194 países inaugurarán la primera jornada de la COP 21, por lo que las autoridades francesas han dispuesto más de 11 mil policías para custodiar la cumbre.

PUB/CA

Si bien la razón oficial de la visita de la Presidenta Michelle Bachelet en París es asistir a la COP 21, su primera actividad fue realizar un homenaje a las 130 víctimas fatales de los atentados del pasado 13 de noviembre.

Hasta el teatro Ba Ta Clan, lugar donde se llevó a cabo el ataque más fuerte en el que fallecieron 89 personas, llegó la comitiva chilena encabezada por la Mandataria, el canciller Heraldo Muñoz y el ministro de Medio ambiente, Pablo Badenier, acompañados de Anne Hidalgo, alcaldesa de París a dejar una ofrenda floral junto a familiares de Patricia San Martín y Elsa Delplace, dos de las tres víctimas chilenas.

“Es esencial venir acá a rendir un homenaje a los tres chilenos asesinados en Ba ta clan, que es uno de los lugares donde se vivió con mayor fuerza uno de los horrores del acto terrorista de la noche del 13 de noviembre aquí en Paris y agradecer al Gobierno francés por todo el apoyo dado a las familias chilenas que vinieron a saber de la situación de sus familiares queridos”, señaló la Mandataria.

En esa misma línea, señaló que “esto nos ratifica nuestra voluntad, nuestra certeza y nuestra convicción de que es necesario seguir trabajando con mucha fuerza para que la paz sea lo que tengamos en el mundo y situaciones como estas no vuelvan nunca más a suceder”.

La Mandataria se refirió a Patricia San Martín como una “mujer muy trabajadora y luchadora de los derechos de trabajadores, miembro de la CGT y una mujer muy querida acá”. 

Por su parte, los familiares de San Martín, presentes durante la ofrenda floral, manifestaron su agradecimiento hacia las autoridades chilenas y francesas. “Regresamos el miércoles con nuestra hermana a Chile”.

Durante la conferencia de las partes, que comienza mañana la Mandataria se reunirá con el Presidente François Hollande, para extender sus condolencias al pueblo francés.

El embajador chileno en Francia, Patricio Hales, también estuvo presente y explicó que poco a poco los franceses vuelven a retomar su vida cotidiana.

“Francia evidentemente está en un esfuerzo permanente por cumplir con la idea “no nos van a vencer” y por eso salen a las calles, se juntan en la Plaza de la República, pusieron la bandera el día viernes como homenaje, vuelven lentamente a ocupar las terrazas. Pero no es fácil”, cuenta la autoridad.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo