Cuatro tips para arreglar el bolsillo tras los gastos de Fiestas Patrias

Por

 

Pablo Contreras Pérez

 

El 18 de septiembre ya pasó, y cuando seguramente aún está sufriendo las consecuencias del festejo, el panorama no mejorar cuando se mete la mano al bolsillo o ve su cuenta bancaria.

 

Y es que la celebración tuvo sus consecuencias, pero lo peor es que en tres meses más ya tiene que estar pensando en las Fiestas de fin de año y las vacaciones.

 

Antes de que entre en pánico con su situación particular, acá le entregamos algunos tips para que la Navidad y el Año Nuevo no lo pillen en problemas:

 

 

1. Lo primero: ordenarse

 

Ricardo Ibáñez, socio y abogado de Defensadeudores.cl explica que lo primero es organizarse y ordenar tanto lo que entra como lo que sale de su bolsillo.

 

“Hacer un calendario de los gastos fijos y variables por mes, de manera de saber con cuanto se cuenta mensualmente e ir cotizando para meses futuros. Esto permitirá que en celebraciones como Navidad no tomen por sorpresa y se puedan aprovechar las verdaderas ofertas”, señala.

 

 

2. ¿Y si pedí un crédito para las Fiestas Patrias?

 

Pese a que sea difícil y hasta poco practicable para usted, el consejo más claro aquí es ahorrar para lo que se viene en los próximos meses. Aunque si no puede hacerlo y opta por el crédito, no se canse de cotizar y asegúrese “que la suma a pagar sumado a los demás créditos y cuentas de casas comerciales, no superen el 25% del sueldo”, dice el especialista.

 

“También es importante que no se pida un crédito extenso, ya que se le juntará con otras fechas críticas como marzo”, añade Ibáñez, quien también alerta que los avances, súper avances o pago diferido de cuotas “constituyen las peores formas de financiarse, ya que tienen intereses muy altos”.

 

 

3. A no tentarse con las tarjetas

 

“Si tiene tarjetas de crédito, elimine todas o deje solo una y evite usarla, porque las deudas de tarjetas de crédito por lo general cobran un interés muy alto”, recalca el abogado, quien apunta además que hay que enfocarse a comprar lo que se necesita. “Piense dos veces antes de tomar una decisión de consumo”, aconseja.

 

 

4. Todas las deudas en una sola

 

Si ya tenía una deuda anterior al “18” y no quiere terminar angustiado este 2016, una de las mejores alternativas es juntarlas todas en una sola.

 

“Reunir todas las cuentas en un solo crédito es una alternativa con la que las personas podrán ordenar las deudas, pagando las existentes y dejando una sola cuota que pagar mes a mes”, sostiene Ibáñez.

 

Asimismo, subraya que si “la intención es bajar la carga financiera es posible que sea conveniente tomar un crédito en más cuotas para que en lugar de pagar $200.000 mensuales, por ejemplo, sólo pague $100.000, aunque eso me tome más tiempo para saldar la cuenta completa”.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo