Casen de Vivienda: déficit habitacional disminuye en un 15%

Por

En un 15% disminuyó el déficit habitacional cuantitativo, esto es, familias que no tienen vivienda, respecto del año 2013. Entre los años 2013 a 2015, este indicador se redujo de 459.347 a 391.546 unidades, alcanzando su más bajo nivel histórico, lo que representa una reducción de más de 67 mil unidades.

 

Las cifras están en la encuesta de Caracterización Socioeconómica Nacional (Casen) del año 2015 sobre Vivienda y Entorno, que fue dada a conocer hoy por los ministros de Desarrollo Social, Marcos Barraza, y de Vivienda y Urbanismo, Paulina Saball.

 

“Estamos celebrando una gran noticia, que es la reducción del déficit cuantitativo de vivienda, también la disposición y el acceso de más chilenos a los servicios básicos. Nos tiene muy contentos que esta baja sea a pesar de las catástrofes que hemos tenido el último tiempo, vamos mejorando significativamente. Esto quiere decir que los subsidios del estado están llegando a los lugares que más lo requieren” expresó la ministra Saball.

 

De acuerdo a la Casen 2015, la caída en el déficit habitacional cuantitativo se concentra especialmente en hogares allegados y núcleos familiares en situación de hacinamiento, que caen en un 21,3% y 13,1%, respectivamente.

 

Por su parte, el número de hogares que habitan en viviendas precarias (viviendas irrecuperables), por su parte, llegan a las 38.904 en 2015, no mostrando variaciones significativas entre 2013 y 2015.

 

Este patrón es consistente con el elevado porcentaje de hogares que accede a vivienda propia, que al año 2015 llega al 63,6% del total de hogares y al 64,1% de los hogares de menor ingreso (quintil I de ingreso autónomo per cápita). Al mismo tiempo, hay un aumento en la participación del arriendo de un 18,6% a un 20%.

 

Asimismo, el déficit cualitativo de vivienda (indicador que mide la cantidad de viviendas que requieren ser mejoradas, reparadas o ampliadas) si bien no registra variaciones significativas a nivel agregado, muestra disminuciones en el número de viviendas que requieren ser ampliadas y en las viviendas que requieren conexión o mejora a servicios sanitarios básicos.

 

Estos cambios son confirmados por la significativa disminución observada en el porcentaje de hogares que se encuentra en situación de hacinamiento (con 2,5 ó más personas por dormitorio de uso exclusivo), que baja de un 9,3% a un 7,1% entre 2013 y 2015.

 

La ministra Saball sostuvo que “debemos batallar mucho con el déficit cualitativo, hay en Chile 1 millón 2 mil viviendas que requieren ser mejoradas, reparadas y ampliadas. En la Región Metropolitana estamos aplicando el Quiero Mi Barrio, pero queremos duplicar los recursos del próximo año y dar un gran impulso para los condominios de vivienda social”.

 

 

 

 

PUB/CM

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo