Bombero de Melinka: "Desde la década de los 60 no se sentía un sismo de tal fuerza"

Por Sebastián vedoyA M.

La tranquilidad en que viven los dos mil habitantes de Melinka, isla de la Región de Aysén rodeada de fiordos y mar, se vio abruptamente remecida a las 11:22 horas de esta Navidad, momento en que el suelo comenzó a moverse registrando un terremoto de intensidad 7,6 con epicentro a sólo 60 kilómetros de allí. 

“Nosotros no estamos acostumbrados a estas situaciones. Pese a que no se vislumbran daños estructurales , el susto fue muy grande”, aseguró a  Publimetro, Daniela Aguilar, residente de la localidad.

Apenas culminaron los interminables  2 minutos que duró el sismo, las 3.000 personas -entre habitantes permanentes y flotantes-  comenzaron a seguir las instrucciones de Bomberos y Carabineros e iniciaron la evacuación del borde costero para trasladarse a zona segura. Unas 500 personas se desplazaron hasta el estadio de Melinka, mientras que el resto se movió hasta casas de familiares y cercanos que se encuentran en las alturas de la isla.

Según detalló a esta redacción el comandante del Cuerpo de Bomberos de Melinka, Jardy Saldivia, no se evidencian daños estructurales ni se han padecido cortes en los servicios básicos y comunicaciones.

“Desde la década de los 60 -añadió Saldivia- no se sentía un sismo de tal fuerza”.

Según el Servicio Hidrográfico y Oceanográfico de la Armada (Shoa), la alerta de tsunami que asolaba a la zona fue rebajada a una alerta de precaución.

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo