Marcha blanca Metrotrén Santiago-Rancagua: "Fue un desafío tremendo, un hito"

Juan Pablo Palominos, gerente general de Tren Central, en conversación con Publimetro, realizó un balance positivo de la puesta en marcha del remozado tren a Rancagua, que funcionará con tarjeta electrónica y sistema de torniquetes de última tecnología.

Por Mariana Madariaga

A las 6 de la mañana, en forma simultánea desde las estaciones de Estación Central y Rancagua, partió la marcha blanca del nuevo Metrotrén Santiago-Rancagua, conocido como "Rancagua Express". Según el Gerente General de Tren Central, Juan Pablo Palominos, la puesta en marcha de este servicio, además de un gran avance en el servicio, permitirá una mejora en la calidad de vida de los vecinos de ambas ciudades, puesto que facilitará los traslados de las personas ya que disminuirán progresivamente los tiempos de viajes.

"El balance es muy positivo. El implementar un sistema de este tipo con torniquete y tarjeta, ha sido un desafío tremendo, un hito. Hace unos años intentamos implementar esta tecnología pero no funcionó. Hoy la situación es muy diferente y la gente lo ha entendido. Es un gran avance. El pasajero tiene que registrar con su tarjeta tanto el ingreso a la estación, como la salida, porque solo se le cobra el tramo que efectivamente utiliza", explicó a Publimetro Juan Pablo Palominos, quien supervisó personalmente, desde la sala de control de cámaras y en hora punta, la puesta en marcha del proyecto que tuvo varios retrasos y polémicas, luego de que la comunidad de Graneros exigiera la construcción de un cruce, el que finalmente se ejecutó.

El remozado Metrotrén, que unirá las ciudades de Santiago y Rancagua, tuvo una inversión de 600 millones de dólares. El proyecto, incluyó la remodelación de nueve de las 10 estaciones antiguas, y la incorporación de 4 nueves trenes X’Trapolis  a la flota actual de 4 trenes UT 440.

En esta primera etapa, según Palominos, estarán funcionando seis servicios, tres hacia la Alameda y tres hacia Rancagua, que estarán operando cada media hora durante la mañana (6:00 – 6:30 – 7:00) y en la tarde cada una (19:00 – 20:00 – 21:00). El tiempo de viaje en esta fase será de 90 minutos e itinerarios reforzados durante los fines de semana, que irán diminuyendo con el tiempo. Además, el servicio considerará rebajas en el precio del pasaje a estudiantes y adultos mayores, de un 40 por ciento.

"Nuestra percepción es positiva, porque vimos a la gente reaccionó satisfecha por el servicio. Primero, el tren llegó a las horas dispuestas y no hubo dificultades en el uso de las tarjetas. De hecho, por las cámaras que una persona perdió el primer tren, y tomó el siguiente, 30 minutos después, en el horario que estaba establecido. Antes, esto no pasaba, los trenes esperaban a los pasajeros. Entonces, es un gran cambio, que hará el sistema más eficiente y favorecerá a los pasajeros", contó Palominos.

Cabe destacar que todas las estaciones contarán con sistema de vigilancia (CCTV) monitoreado en un puesto central, boleterías y sistemas de peajes (torniquetes de acceso).

 

Integración del transporte

El servicio Alameda-Rancagua (Tarjeta Tren Central) y el servicio Alameda-Nos (Tarjeta Bip!), funcionan con tarjetas de pago diferentes, por lo que los usuarios deberán disponer de ambas tarjetas y validar en ambos sistemas, los que se encuentran disponibles dentro de la estación de combinación San Bernardo y en Estación Alameda.

Si bien la tecnología implementada por este servicio, es diferente a la utilizada por el Transantiago, Juan Pablo Palominos no descartó, en la próxima licitación del Transantiago, avanzar hacia una integración del transporte.

"No se puede descartar. Es algo que estamos evaluando y ojalá que se pueda concretar, porque sería de gran beneficio para nuestros usuarios", adelantó.

 

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo