Diferencia de precios en uniformes escolares puede alcanzar los $15.000

Sondeo del Sernac encontró mayores diferencias en valores de la ropa frente a los útiles.

Por Publimetro

Diferencias no menores en el precio de ropa y útiles escolares encontró en Sernac en un sondeo realizado en grandes multitiendas, tiendas especializadas y las principales cadenas de supermercados.

En cuanto a los uniformes, el estudio se realizó con precios vigentes entre los días 16 y 19 de enero e incluyó prendas estándares para niñas y niños de distintas tallas.

En el caso de la ropa para niña, la mayor diferencia en la indumentaria completa se detectó en las tallas L (equivalente a la talla 42) y XL (equivalente a la talla 44/46), donde resultan un 37,1% o el equivalente a $10.000 más baratas al comprar en supermercados ($26.950), que en una tienda especializada o multitienda ($36.950).

En el caso del uniforme de niño, para la talla L (equivalente a la talla 42), resulta un 20,5% o el equivalente a $4.500 más baratos al optar por supermercados ($21.960), que por una tienda especializada ($26.460).

Para el caso de que un apoderado no necesite comprar todo el uniforme y sólo desee adquirir algunos productos, también se encontraron importantes diferencias al comparar entre productos de marcas propias o exclusivas y marcas universales, de igual composición textil.

En el caso del uniforme de las niñas, la mayor diferencia alcanzó a un 217% o el equivalente a $13.000 en el pantalón azul, tallas 10 y 12, de 65% poliéster, 32% viscosa y 3% elastano, cuyo precio mínimo fue de $5.990 y el máximo de $18.990.

En el uniforme de niños, la mayor diferencia llegó a 240,5% o el equivalente a $12.000, en el pantalón gris simple con presillas talla 12, de 65% poliéster y 35% viscosa, cuyo valor más económico fue de $4.990 y el más costoso $16.990.

En cuanto al calzado de  niña, el estudio seleccionó el zapato color negro, tipo Mafalda y con hebilla, el cual se comparó a partir de los siguientes criterios, independiente de la marca: capellada: 100% natural; forro: sobre 80% sintético; planta: 100% sintético.

En el caso de las multitiendas, y para los números del 30 al 33, se detectó una diferencia  de 100,1% o el equivalente a $15.000, cuyo precio más económico fue de $14.990, mientras que el valor máximo fue de $29.990.

Para el calzado masculino, se seleccionó el zapato color negro, con cordón, el cual se comparó a partir de los siguientes criterios, independiente de la marca: capellada: 100% natural; forro: sobre 90% sintético; planta: 100% sintético.

En el caso de las multitiendas, para los números 35 al 38, se registró la mayor diferencia que llegó a un 30,8% o el equivalente a $4.000, cuyo precio mínimo fue de $12.990 y el más caro llegó a $16.990.

Ahora bien, en cuanto a los útiles escolares, el sondeo de precios del Sernac se realizó con valores disponibles entre los días 19 y 20 de enero, e incluyó 15 establecimientos comerciales, entre ellos, 12 supermercados y 3 librerías. Además, y paralelamente, se compraron útiles en 4 tiendas especializadas del sector de Meiggs.

Este sondeo incluyó precios de productos que comprenden principalmente las listas de útiles de los colegios del país y que son de mayor demanda por los apoderados, como los cuadernos, lápices y pinturas, manualidades, instrumentos de apoyo, pegamentos, entre otros.

Como una primera conclusión, no se detectó una importante diferencia entre supermercados y librerías. Por ejemplo, si se analiza una lista de 16 productos idénticos y que son comúnmente demandados por los colegios, el resultado más económico fue de $15.640, mientras que el más costoso fue de $16.340. Es decir, una diferencia de un 4,5% o el equivalente a $700 entre dos supermercados analizados.

La mayor diferencia encontrada en estos establecimientos fue en el producto blíster de lápiz pasta, punta media, 1 azul, 1 negro, 1 rojo, 1 verde y de marca Bic, el cual se encontró a un precio mínimo de $990 y a un máximo de $1.390, un 40,4% o el equivalente a $400.

Si se consideran, supermercados y librerías, tampoco se detectaron grandes diferencias en la lista de productos, la cual llegó a un 3,1% o $661.

En todo caso, al considerar algunos en particular, se encontró por ejempl0 que un set de geometría de 4 piezas (2 escuadras, 1 transportador de 180° y 1 regla de 30cm), marca Proarte, cuyo precio mínimo alcanzó a $790 en una librería del sector oriente un máximo de $1.290 en un supermercado del sector sur y poniente, lo que representa una diferencia de 63,3% o el equivalente a $500.

Otra diferencia se detectó en el sacapuntas metálico simple, marca Maped, cuyo valor más bajo fue de $430 y el más alto fue de $690, esto es, un 60,5% o $260 entre el precio más económico y el más caro.

En tanto, al realizar el ejercicio de comparar productos de marcas propia o exclusiva de algunos establecimientos respecto de las marcas universales que ofertan, se encontraron algunas diferencias. Sin embargo, no se puede establecer que las marcas propias fueran más económicas que sus pares regulares, según el Sernac.

Uno de los productos donde se encontró la mayor diferencia fue en el caso del  blíster de lápiz pasta punta media, 1 azul, 1 negro, 1 rojo y 1 verde, cuya diferencia alcanzó el 200,9% o el equivalente a $661. El valor mínimo llegó a $329 en un supermercado del sector sur para la marca su exclusiva, mientras que el máximo alcanzó a $990 para la marca Bic de otro supermercado.

No obstante, en el caso de papel lustre, colores surtidos, de 20 hojas, medidas 26,5×37,5 cm,  registró una diferencia de un 101,1% o el equivalente a un $900 en favor del producto universal, cuyos precios mínimos fueron de $890 para las marcas Artel  y Proarte en dos establecimientos distintos, mientras que la marca propia Melien de Lápiz López alcanzó a $1.790.

 

Análisis en Barrio Meiggs

En el caso del Barrio Meiggs, el organismo realizó un ejercicio de compra de un listado de productos entre cuatro locales: Dimeiggs, Librería Pinocho, Comercial Latina y Comercial América.

Al comparar los totales entre precios mínimos y máximos, la diferencia alcanzó a $5.166 o el equivalente a 17,4% al adquirir los productos más económicos y los más caros de la lista.

Al comparar por productos iguales, la mayor diferencia se detectó en la cartulina bolsón de 18 hojas, 14 colores, modelo Imagia, marca Torre y de 26,5×37,5 cm, cuyo precio mínimo fue de $919  en comercial Dimeiggs, y un máximo de $1.690 en Librería Pinocho. Es decir, un 83,9% o el equivalente a $771 entre el valor más económico y el más caro.

Otra diferencia se detectó en el caso de los lápices de color hexagonales, de 12 colores, marca Torre, cuyo menor valor fue de $898 en Comercial Latina, mientras que el más alto llegó a $1.530 en Comercial América. Esto es, un 70,4% o $632 entre ambos locales.

 

Estudio de la publicidad

Con el propósito de conocer el comportamiento de las empresas en relación con la publicidad emitida en los diversos medios de comunicación respecto de productos escolares, el Sernac también realizó un estudio que incluyó un total de 23 piezas difundidas a través de medios de prensa escrita de circulación nacional y televisión abierta, entre el 3 de enero y el 7 de febrero del presente año.

Tras esto, se detectó que tres piezas publicitarias no cumplían con las exigencias establecidas en la Ley de Protección de los Derechos de los Consumidores (LPC).

El primer caso corresponde a un spot televisivo de un supermercado, cuya información escrita resulta ilegible debido al corto tiempo de exposición.

Por otro lado, en dos piezas difundidas en distintos medios de prensa escrita, el Servicio detectó falta de información: se trata de un soporte publicitario emitido por un diario de circulación nacional, la cual no informa los costos asociados a la tarjeta de crédito cuando su suscripción se paga a través de este medio de pago; y de una multitienda, la cual incluye la frase “…o hasta agotar stock informado”, pero en ningún espacio se informa el stock de los productos que publicita.

Asimismo, el análisis detectó que en otras dos piezas existen afirmaciones susceptibles de ser comprobadas, lo que los anunciantes deben estar en condiciones de probar. Se trata de Easton Oulet Mall, el cual acuña la frase  “La librería más grande de Chile”; y de la tienda Ilko, que señala que sus productos son “100% biodegradables”.

Ante estos hallazgos, el organismo estatal ofició a las cinco empresas, para que ajusten sus piezas publicitarias a los estándares que establece la ley en el caso de las tres primeras empresas y a la comprobación de sus frases publicitarias, en el caso de los dos últimos proveedores.

En caso de no encontrar una respuesta favorable de las empresas, el Sernac indicó que no descarta iniciar acciones legales en su contra.

El director regional Metropolitano de la entidad, Juan Carlos Luengo, hizo un llamado a adquirir los productos en el comercio establecido pues, de esta manera, podrá exigir sus derechos y no arriesgar a sus hijas e hijos con productos inseguros.

“Guarde su boleta para ejercer su derecho a garantía legal por si el producto sale malo. Si es así, recuerde que puede cambiarlo, repararlo o recuperar lo pagado al menos dentro de los 3 primeros meses desde la compra”, recordó la autoridad.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo