Sicóloga entregó desgarrador relato sobre episodios de humillación y violencia que sufrió Nabila Rifo

La psicóloga y Coordinadora Regional del Centro de Apoyo a Víctimas, Gabriela Opazo, dio a conocer que Nabila Rifo en sus declaraciones le confesó que recordaba la violenta pelea registrada antes del ataque.

Por Nathaly Lepe

El segundo día de juicio oral contra el imputado por femicidio frustrado y mutilización en Coyhaique, Mauricio Ortega incluyó la declaración de la psicóloga y Coordinadora Regional del Centro de Apoyo a Víctimas, Gabriela Opazo Pino, quien afirmó que Nabila Rifo, le aseguró haber sido víctima de violencia previa por parte del imputado y también de humillaciones.

Opazo, quien reveló que “ella recuerda perfectamente que el señor Ortega golpeó un refrigerador y le señala que es una mal agredecida, te tengo el refrigerador lleno de cosas. También la usuaria recuerda perfectamente que esa noche el señor Ortega le dice que la va a matar”, aseveró la profesional.

Mauricio Orlando Ortega Ruiz de 41 años, es imputado por los delitos de femicidio frustrado, mutilación, amenazas y violación de morada, cometidos en contra de su ex pareja el 5 de junio de 2015 y el 14 de mayo de 2016.

Aton

 

Detalles

La psicóloga añadió que cuando ambos quedaron a solas, “él comienza a agredirla con golpes de puño y patadas. Ella recuerda perfectamente que se encontraba en el suelo, que le pedía por favor que se detuviera, que los golpes eran muchos y muy fuertes y que en algún momento ella logra empujarlo y salir a la vía pública“.

La psicóloga recordó que “la víctima comienza a caminar por calle Lautaro hacia arriba y se da cuenta que el señor Ortega la viene siguiendo. Se da cuenta que la sigue porque él le señala Nadia vuelve, Nadia regresa“.

Opazo agregó en su testimonio que “ella me señala que en algún momento él la alcanza y caminan juntos y ella le señala que no va a regresar porque voy a ir a buscar a mis hijos que se encuentran en la casa de su madre, hasta que ella siente un golpe fuerte en su cabeza que la deja en el suelo y se da cuenta que es el señor Ortega quien la está agrediendo. Recuerda haber recibido al menos unos tres golpes fuertes en la cabeza“.

Delitos

La Fiscalía acusa a Mauricio Ortega por dos delitos. El primero ocurrido el 5 de junio de 2015 siendo aproximadamente las 07:30 horas, el imputado llegó hasta un domicilio de calle Trapananda, el cual era ocupado en ese tiempo era su ex conviviente.

Según el relato realizado el primer día de juicio el imputado Mauricio Ortega portaba un hacha con la cual comenzó a golpear la puerta principal del inmueble y al no poder abrirla, se dirigió a la parte posterior del domicilio, rompiendo la puerta de la cocina a hachazos.

Luego, Ortega Ruiz ingresó a la casa y una vez en el interior, tomando el hacha con una mano y levantándola contra la víctima, la amenazó diciéndole que la mataría y que le quemaría la casa. El imputado logró ser calmado por un hermano de la víctima que estaba en el lugar, tras lo cual Mauricio Ortega se retiró de la casa.

El segundo hecho por el que es acusado Ortega, ocurrió la madrugada del 14 de mayo de 2016, el cual fue investigado por personal de Carabineros y en el cual también la Fiscalía solicitó diligencias a peritos del Servicio Médico Legal y especialistas de salud. Según se ha podido establecer, el imputado se encontraba al interior de su domicilio ubicado en calle Lautaro de Coyhaique en compañía de un grupo de personas entre las que se encontraba su entonces conviviente, con quien tiene dos hijos en común.

En ese lugar se inició una discusión entre ambos donde el imputado la agrede, lo que provoca que alrededor de las 06:00 de la mañana la víctima huya del lugar por calle Lautaro hacia el oriente siendo seguida por el imputado Mauricio Orlando Ortega Ruiz, quien luego de cruzar calle Monreal le dio alcance, procediendo a golpearla en reiteradas oportunidades en la cabeza y tronco con dos trozos de concreto que portaba en sus manos, causándole diversas lesiones y fracturas de extrema gravedad.

Después de golpearla y de acuerdo a las diligencias efectuadas, el imputado se retira del lugar volviendo casi inmediatamente sobre la víctima y con un elemento punzante procedió a introducirlo en sus ojos y remover ambos globos oculares, provocando la pérdida total e irreversible de su vista.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo