Condenan a fanáticos religiosos que quemaron a una mujer durante 5 horas en una hoguera para "sacarle el demonio"

Los condenados arriesgan más de 30 años de cárcel, el máximo permitido en Nicaragua.

Por Agencias

Un pastor evangélico y cuatro miembros de su congregación fueron declarados culpables en Nicaragua por la muerte de una mujer de 25 años que fue arrojada al fuego para expulsar los “demonios” de su cuerpo.

Entre los condenados por la muerte deVilma Trujillo García está el pastor Juan Gregorio Rocha quien, según la Fiscalía, dirigió “el ritual de purificación” en la comunidad de El Cortezal, donde la existencia del Estado y las autoridades es nula. Además también declaró culpables a cuatro colaboradores de la iglesia del pastor.

El juez Alfredo Silva Chamorro destacó que había circunstancias agravantes ya que la mujer de 25 años, que sufrió quemaduras en más del 80% de su cuerpo durante el incidente ocurrido en febrero pasado, se encontraba atada al tronco de un árbol y se le dejó en el fuego durante cinco horas.

La Fiscalía pidió la pena máxima para los fanáticos religiosos al argumentar que “quedó plenamente demostrada la saña y alevosía al causarle una muerte dolorosa a la víctima”.

La sentencia se programó para el 9 de mayo y la fiscalía busca condenas de hasta 36 años en prisión, aunque la sentencia máxima en Nicaragua es de 30 años de cárcel.

“Los acusados gozaban de superioridad, tanto en números y por las circunstancias en que le provocaron la muerte a la víctima, amarrada de manos y pies, tirándola al fuego, indefensa. Solicito 36 años de prisión para los acusados”, alegó la fiscal del caso.

El caso de Vilma Trujillo conmocionó a Nicaragua debido a la intensidad de la barbarie cometida, luego que el pastor, a cargo de esta tortura, afirmara que la decisión de arrojar a la pira la mujer había sido obra de “una revelación de Dios”.

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo