Trump llama a israelíes y palestinos a hacer compromisos por la paz

Trump evitó mencionar en todas sus intervenciones la solución de dos estados, hasta ahora la única impulsada por la administración estadounidense y la comunidad internacional, pero tampoco propuso un plan alternativo y se limitó a asegurar que la paz es "difícil pero posible" y que los líderes israelíes y palestinos se han mostrado dispuestos a alcanzarla.

Por Agencias

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, hizo un llamamiento este martes en Jerusalén a israelíes y palestinos para que hagan compromisos por la paz y tomen "las decisiones difíciles" que se imponen.

"Hacer la paz no será fácil, lo sabemos todos", lanzó en el segundo y último día de su visita.

"Las dos partes deberán tomar decisiones difíciles", agregó en presencia del primer ministro israelí Benjamin Netanyahu.

"Pero con la determinación y la convicción de que la paz es posible, los israelíes y los palestinos pueden llegar a un acuerdo", agregó ante numerosas autoridades israelíes y estadounidenses reunidas en el museo de Israel, que encierra en particular los manuscritos del mar Muerto, las más antiguas transcripciones conocidas de la Biblia.

"Los palestinos están dispuestos a ir hacia la paz", insistió, aludiendo a la reunión que mantuvo en la mañana con el presidente de la Autoridad Palestina Mahmud Abas en Belén, en Cisjordania ocupada.

"Tras mi reunión con mi muy buen amigo Benjamin, puedo decirles que quiere la paz", agregó luego, en alusión al primer ministro israelí.

Las conversaciones están bloqueadas desde 2014 y Netanyahu y Abas no han mantenido ninguna reunión directa sustancial desde 2010.

"Los conflictos no pueden durar eternamente", prosiguió Trump en esta breve alocución en la que reafirmó su voluntad de implicarse personalmente pero sin dar muchos detalles.

"Mi administración estará siempre al lado de Israel", dijo el mandatario, quien aseguró una vez más que no dejaría que Irán se dotara del arma nuclear.

A lo largo de sus declaraciones a los medios tanto en Jerusalén como en la ciudad cisjordana de Belén, el presidente estadounidense reiteró su firme compromiso con Israel y su seguridad, y provocó aplausos y apoyos cuando destacó que "los lazos del pueblo judío con esta Tierra Santa son antiguos y eternos".

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo