El Parlamento de Venezuela se mantiene sitiado luego de violenta irrupción

El incidente se produjo cuando la mayoría opositora, que controla el Parlamento, concluía la celebración de una sesión solemne por los 206 años de la independencia venezolana y, al salir del hemiciclo, los diputados fueron abordados en los jardines de la sede por los encapuchados y personas vestidas de rojo, algunas armadas, según testimonios de los presentes.

Por Javiera Ortiz

El Parlamento venezolano se mantiene sitiado desde hace más de cuatro horas luego de que un grupo de simpatizantes del chavismo, con palos y armas de fuego, tomará los accesos del lugar e ingresara a la fuerza dejando a varios diputados y asistentes heridos.

Desde las 10.00 hora local (misma hora en Chile) varias decenas de hombres y mujeres, algunos de ellos encapuchados, que se identificaron como simpatizantes al Gobierno, se plantaron en las puertas del Palacio Legislativo, en el centro de Caracas, en forma de "tranca" para imitar las protestas realizadas por los opositores durante los últimos tres meses, según explicaron los propios oficialistas.

El punto de mayor tensión se alcanzó cuando varias decenas de personas ingresaron hasta los jardines del Parlamento tras un breve forcejeo con los miembros de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB), responsables de la seguridad de la Asamblea Nacional (AN).

 

Varios periodistas, diputados y trabajadores que se encontraban en las áreas de los jardines y pasillos externos fueron golpeados y robados por el grupo de personas, mientras que otros asistentes lograron esconderse en algunos salones y mantenerse a salvo pese a los intentos de derribar las puertas.

 

 

El presidente de la Asamblea Nacional, el opositor Julio Borges, reportó al menos a cinco diputados heridos, entre ellos los parlamentarios Juan José Molina, Armando Armas, Américo de Grazia, Richard Blanco, Juan Guaidó, además de otros siete trabajadores del Parlamento agredidos.

La Asamblea Nacional informó a través de las redes sociales de agresiones a los diputados Luis Carlos Padilla, Leonardo Regnault y Nora Bracho.

"Estamos todavía secuestrados los diputados de la Asamblea Nacional, asediados por grupos armados por el régimen venezolano", indicó Guaidó que resulto levemente herido, y que reclamó a la GNB su actuación en comparación con la que lleva a cabo ante las protestas opositoras.

"Parece que se les terminaron las bombas lacrimógenas, porque no usaron ni una sola", ironizó.

 

Aunque los manifestantes fueron desalojados del lugar al poco tiempo por los miembros de la Guardia Nacional, las entradas y salidas de la Cámara permanecen tomadas por los oficialistas aún después del incidente.

El diputado De Grazia quedó tendido en el suelo inconsciente con heridas en el rostro y el cuerpo después de que fuese atacado cuando intentaba ayudar a su colega Armando Armas mientras este recibía patadas en el suelo, y era despojado de sus pertenencias.

Los opositores responsabilizan al cuerpo militar que custodia el Palacio federal legislativo de permitir el acceso de los manifestantes afectos al Gobierno, para impedir que se celebrara la sesión.

Condena de Maduro

El presidente Nicolás Maduro rechazó los hechos violentos ocurridos en la Asamblea Nacional cuando “colectivos” entraron y agredieron a los parlamentarios.

“Mientras se desarrollaba este hermoso evento cívico-militar, han ocurrido unos hechos extraños donde está la oposición en la puerta este y algunos pasillos de la Asamblea. Fueron unos hechos de riña, de violencia y yo condeno absolutamente esos hechos hasta donde los conozco en este momento”, dijo.

Durante su discurso en cadena nacional de radio y televisión desde Los Próceres, manifestó que “nunca será complice de un hecho de violencia y ordeno su investigación para que se haga justicia”.

“Quiero paz para Venezuela, y no acepto violencia de nadie, que lo sepa el mundo y el pueblo. Somos un pueblo ejemplar de valores y de paz. Que se investigue y se diga la verdad”, sentenció.

Inicio de investigación

En tanto, el Ministerio Público (MP) de Venezuela anunció la apertura de una investigación sobre el ataque violento perpetrado este miércoles por decenas de manifestantes chavistas contra el Parlamento de ese país, al tiempo que el defensor, Tarek William Saab, exigió que se aclaren estos hechos.

El MP señaló a través de Twitter que la Fiscalía 106 será la encargada de investigar esta situación en la que resultaron heridos al menos cinco diputados opositores.

https://twitter.com/MPvenezolano/status/882670311837241346
Por su parte, el defensor del Pueblo, Tarek William Saab, señaló en la misma red social que solicitó a las "autoridades competentes" que se abra "una exhaustiva investigación" de los hechos en la que resaltó que participará la institución que dirige, con el fin de "determinar la responsabilidad de los culpables".

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo