Los símbolos y expresiones que han cambiado gracias a la diversidad sexual

Ahora se intenta tener un lenguaje integrador, donde todas las personas se sientan incluídas independientes de su identidad de género.

Por Sandra Quevedo

Durante estos días, uno de los temas más nombrados por la opinión púbica ha sido el “bus de la libertad” que se ha paseado por las calles de Santiago para expresar su mensaje en contra de la ley de identidad de género, lo que trajo la respuesta inmediata de organizaciones afines a la diversidad sexual como Iguales y el Movilh.

En medio del recorrido de los buses a favor y en contra de la temática de la diversidad sexual, han surgido manifestaciones para expresar apoyo a una de las causas, y en una de ellas se vio un lienzo con la frase “A Nicolás lo educamos todes”, que hacía alusión al libro infantil “Nicolás tiene dos papás” que fue criticado por los organizadores del bus traído por la ONG española HazteOír.

La frase manifestada pareció que estaba mal escrita, ya que decía “todes”, pero la verdad es que no se trata de una falta de ortografía, sino que la letra “e” está siendo utilizada como un genérico para incluir a todas las personas, independiente de su identidad de género.

“El uso de la letra “e” tiene que ver con tratar de incluir a las personas más allá de lo femenino y masculino, sino que es una intención de representar a los géneros de manera inclusiva, se elige esta letra porque no tiene una carga específica, lo mismo pasa con el @ que desde hace un tiempo quiere lograr integración”, explica a Publimetro Isabel Amor, directora de educación de Fundación Iguales.

Además de este cambio en el uso del lenguaje, se están usando símbolos como las banderas de colores para identificar a cada uno de los tipos de diversidad sexual (lesbianas, gays, bisexuales, transexuales), ya que no solamente se utiliza la bandera de arcoiris, donde cada uno de los colores representa un tópico: rosado sexualidad, rojo vida, anaranjado salud, amarillo luz del sol, verde naturaleza, celeste magia/arte, morado serenidad, violeta espíritu.

Es importante comprender que además de esta interpretación, cada uno de los colores se asocia a una de las categorías.

“Las lesbianas tiene una bandera que gira en torno a colores morados y violetas, los que son asociados a movimientos feministas a nivel internacional, y en el caso del orgullo trans, se utiliza una bandera con blanco, celeste y rosado, lo que tiene que ver con ir más allá de los típicos colores asociados a hombre y mujer, sino que algo que permita incluir a todos”, agregó Isabel Amor.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo