La palma chilena en un complejo escenario: Conaf inicia proceso para declararla "en peligro de extinción"

Este ejemplar ya se encontrada en estado de conservación "vulnerable" debido a que en los últimos 300 años su zona de ocupación había disminuido en un 50%.

Por Francisca Herrera

Hace años que la Palma Chilena o Jubaea chilensis estaba reduciendo su número de ejemplares, inclusive se encontraba en conservación "vulnerable" debido a que en los últimos 300 su zona de ocupación disminuyó en un 50%, fundamentalmente, producto de la tala para la extracción de miel y la construcción de viviendas.

Actualmente este ejemplar enfrenta un escenario aún más complejo, a juicio de los profesionales del departamento de Áreas Silvestres Protegidas de la Corporación Nacional Forestal (CONAF), con nuevos elementos que ponen en riesgo su supervivencia.

Es por esto que la institución entregó una ficha técnica para cambiar la categoría a “en peligro de extinción” al Comité de Clasificación de Especies del Ministerio de Medio Ambiente. Esta medida permitirá incrementar o modificar los instrumentos de acción para reforzar su protección.

En esa línea, el director regional del CONAF Valparaíso, Héctor Correa, explicó que “la solicitud al Comité de Clasificación de Especies se fundamentó en tres amenazas que afectan de forma creciente a la Palma Chilena: la extracción desmesurada de semillas o ‘coquitos’; la presencia de ganado, que se alimenta de los brotes; y los incendios forestales, que dañan al bosque acompañante”.

Palma Chilena CONAF

 "Estos factores están provocando un envejecimiento de los palmares del país, al no permitir una regeneración natural o reclutamiento que permita la continuidad de la especie en el tiempo”.

Cabe consignar que el comité  evaluará la situación de 56 especies: 16 hongos y líquenes, 30 animales y 10 plantas. Este proceso se extenderá por alrededor de seis meses, para dar paso a una consulta ciudadana y finalmente definir el eventual cambio de categoría de conservación.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo