El Messi Kiwi busca el desquite chileno ante Perú: "Me despierto en medio de las noches pensando en clasificar al Mundial"

Marco Rojas pudo jugar por la Roja, pero prefirió ser parte de la selección neozelandesa, que intentará en el repechaje convertir en realidad el sueño de llegar a Rusia 2018.

Por El Gráfico Chile

El frustrante desempeño de la selección chilena en las Clasificatorias rumbo a Rusia 2018 terminó con una inesperada eliminación y le brindó la oportunidad a Perú de quedarse con el cupo para el repechaje, en el cual enfrentará al combinado de Nueva Zelanda, ganador de la zona en Oceanía, que tiene como una de sus figuras a un jugador que alguna vez pudo ponerse la Roja.

Marco Rojas, bautizado como el Messi Kiwi por su gran talento y explosivas jugadas, nació en la ciudad de Hamilton, donde su padre Rodi encontró un lugar, tras tener que irse con su familia de Chile, exiliados por la dictadura. Ahí se crió, mezclando sus características sudamericanas con la disciplina local, y a la hora de elegir a cuál selección quería representar, se quedó con los All Whites.

Con 25 años y jugando en el Heerenveen de Holanda, lidera la ilusión de su país rumbo a Rusia 2018, una meta que tiene desde que comenzó a patear una pelota.

"Para nosotros, enfrentar estos playoffs y conseguir la clasificación al Mundial sería un sueño hecho realidad. Crecimos desde pequeños pensando en esto y por eso nos hicimos profesionales. Ahora, con esta oportunidad, me despierto en medio de las noches pensando en poder lograrlo. Es lo más motivante y estar tan cerca es muy bueno, será un gran desafío. Hemos trabajado muy duro en el último tiempo y estamos listos para el desafío de noviembre", expresa Rojas.

Con experiencia en Eliminatorias, repechaje (N. de la R.: derrota ante México rumbo a Brasil 2014) y Copa Confederaciones, ahora se prepara para enfrentar a Perú en noviembre en una dramática llave.

"Será nuevo para nosotros estar en Sudamérica, un gran desafío. Esperamos una prueba muy difícil, porque el fútbol sudamericano es probablemente el más duro del mundo. El quinto clasificado es un muy buen equipo, que será complicado. Tienen mucha técnica y son muy fuertes, diferente a lo que vemos siempre", analiza.

Con características parecidas a Lionel Messi, guardando las proporciones, Rojas será factor clave en la dura llave del 11 y 15 de noviembre contra el equipo incaico de Ricardo Gareca.

"Todo acerca de este enfrentamiento es especial para nosotros como grupo. Primero, en el partido de ida esperamos un estadio lleno, maravilloso en las tribunas, y en el segundo algo como lo que vivimos en México, con una gran atmósfera, un desafío extremadamente difícil", palpita el ex mediocampista del Stuttgart alemán.

Rojas será la carta chilena que buscará el desquite ante Perú, cuadro que aventajó a la Roja sólo por diferencia de goles en la clasificación continental. En momentos de duras críticas hacia Arturo Vidal y el resto del plantel, el Messi Kiwi defiende lo hecho por el cuadro nacional en tiempos recientes.

"Es un equipo muy fuerte, que ha tenido un nivel extremadamente bueno en los últimos años, con las Copas América, que no fueron hace mucho. Tiene jugadores muy buenos, que juegan en los mejores equipos del mundo", finalizó.

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo