Italia es pura lágrima: Las postales de la impactante caída de un gigante

Los italianos no jugarán un Mundial por segunda vez en su historia y las emociones estuvieron a flor de piel.

Por El Gráfico Chile

56 años tuvieron que pasar para que Italia no pudiera clasificar a un Mundial. El torneo disputado en Suecia en 1958 había sido el único donde los hinchas del fútbol no habían podido disfrutar de ver a la Azzurra. Eso hasta este lunes, cuando se consumó la eliminación de los italianos al no superar a los suecos en el repechaje europeo para Rusia 2018.

Luego de perder por 1 a 0 en la ida disputada en Estocolmo, los italianos estaban obligados a ganar en San Siro. Pero, por más que intentaron, no pudieron superar a un defensivo y ordenado equipo sueco y no pasaron del empate sin goles. Un resultado que no les sirvió de nada y que significó, por ejemplo, la despedida de Gianluigi Buffon de su querida Azzurra. Una despedida que estuvo marcada por las lágrimas de él y también de todos sus compañeros, quienes no pudieron esconder la tristeza por no clasificar a la cita mundialista en Rusia.

Las lágrimas, abrazos y consuelos fueron la tónica en una golpeada selección italiana, que no pudo darle una digna despedida a Gianluigi Buffon y que pone fin a una década para el olvido para Italia, donde, por ejemplo, quedaron eliminados en primera ronda en los Mundiales Sudáfrica 2010 y Brasil 2014, siendo su máximo consuelo el subcampeonato en la Eurocopa 2012.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo