La lamentable estafa al "héroe haitiano" es aún más triste: iba a donar el auto a una fundación

Iba a comprar un auto que en el mercado está a $8 millones, pero que se lo estaban vendiendo por $2 millones. Lo iba a usar para el transporte de la organización a la que pertenece.

Por Jaime Liencura

Paren, delincuentes. Esa es la reacción que provoca la historia de Richard Joseph, el haitiano que se convirtió en héroe tras rescatar a una mujer que se iba a suicidar: lo estafaron vendiéndole un auto robado. Y eso no es todo pues el auto no era para él, sino que lo iba a donar a una fundación que va en ayuda de otros haitianos.

El drama comenzó el sábado pasado, días después de haber recibido $2 millones de parte de Leonardo Farkas por su heroico acto. Tras revisar la página web Yapo.cl, encontró un auto a un precio muy barato y sin dudarlo, se contactó con el número que aparecía ahí. El sujeto lo citó a Plaza Egaña, lugar en que la víctima entregó $1.500.000 en efectivo. No conforme con ello, le pidió más plata y Richard, confiado, sacó de un cajero automático otros $200 mil.

Tras eso se apretaron de manos y acordaron verse el lunes siguiente para finalizar la transacción. El héroe quedó con un auto Suzuki Swift Anfruns que finalmente terminó guardando en la casa de un vecino en Lo Prado. Richard reconoce que le llamó la atención el precio del vehículo, que estaba a $2 millones y que en el mercado convencional se empina por los $8 millones. Pensó que se trataba de buena suerte, pero no. El lunes, en vez de encontrarse con el sujeto, terminó viéndole la cara a personal del Servicio de Encargo y Búsqueda de Vehículos de Carabineros, quienes le informaron que ese auto era robado. Tenían que devolverlo a un Rent-a-Car de Valparaíso.

Era para donarlo

El hecho del engaño ya da rabia, pero se transforma en ira luego que se conociera que el vehículo ni siquiera era para él, sino que para una organización de la que él forma parte y que ayuda a otros haitianos.

"Era para movernos, para el equipo de la organización", declaró el haitiano que además aprovechó la ocasión para describir a la persona que lo engañó. "Era un joven delgado, joven, de como 20 años, inteligente que se puso en mi lugar".

Receptación

Tras el hecho, el engañado interpuso una denuncia en Carabineros la que fue puesta en conocimiento de la Fiscalía. El organismo decretó que fuera la PDI la encargada de investigar el caso.

Al conocer los antecedentes, Luis Fernández, comisario de la Brigada de Delitos Económicos de la Policía de Investigaciones (PDI), alertó sobre otro posible delito que se cometió en todo este entuerto.

"El haitiano tiene una calidad de víctima por estafa pero la persona que guardó el auto está al filo de cometer el delito de receptación" explicó el comisario Fernández que de todas formas aclaró que la principal arista de la investigación, en todos los casos, será la del engaño.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo