Toda una joya: se convirtió en asesino a los 10 años y ahora creó un manual para pedófilos

A los 10 años fue sentenciado por el asesinato y tortura de un niño de 3 años. La nueva sentencia se da por la posesión de imágenes de pornografía infantil y la elaboración de un "manual para pedófilos"

Por Mauricio Niño

El británico Jon Venables (35) fue sentenciado ayer a 40 meses de prisión por la posesión de más de mil imágenes de pornografía infantil. Venables es recordado en el Reino Unido porque a los 10 años, junto a Robert Thompson, abusaron y asesinaron al pequeño James Patrick Bulger de apenas tres años. Ambos secuestraron al niño en el centro comercial New Strand en Liverpool en 1993 mientras su madre realizaba compras.

Venables y Thompson llevaron a su víctima en una caminata de 4 kilómetros a través de Liverpool hasta el canal de Leeds. En el camino, le decían a los testigos que preguntaban por el niño que era su hermano menor o que estaba perdido y lo llevaban a la estación de policía. Finalmente, los tres llegaron a una vía férrea cerca de la abandonada estación de Walton & Anfield, donde comenzaron a torturarlo. Durante el juicio se reveló que vertieron pintura en sus ojos, lo golpearon con ladrillos y una barra de hierro y abusaron sexualmente de él.

Ambos estuvieron en prisión hasta que cumplieron la mayoría de edad en el año 2001. Sin embargo, en marzo de 2010, el Ministerio de Justicia británico reveló que Venables había vuelto a la cárcel por una una violación al acuerdo de su libertad condicional. Fue acusado de posesión y distribución de pornografía infantil y permaneció en prisión hasta el año 2013.

La nueva sentencia a Venables se da no solo por la posesión de imágenes de niños de 6 a 13 años, sino también porque admitió haber elaborado un “manual para pedófilos” que explica “cómo tener sexo de manera segura” con niños pequeños.

El fiscal a cargo del caso, Louis Mably, describió el documento como “asqueroso y nauseabundo que va mucho más allá de cualquier estándar moral”

Por su parte, el juez que dictó la sentencia, Andrew Edis, afirmó que tener el manual demostraba que Venables “al menos contemplaba la posibilidad” de cometer un nuevo acto de violencia sexual en contra de niños.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo