Secuestrador de Emmelyn sembró incógnita en su traslado: "Háganse la pregunta, ¿por qué la dejé viva?"

Al momento en que la PDI, lo trasladaba a Licantén, el llamado "Zorro salvaje" increpó a los periodistas con esa misteriosa pregunta.

Por Fernando Peñalver

"Háganse la pregunta: ¿por qué la dejé viva?". Así enfrentó José Manuel Navarro, imputado por el secuestro de la niña Emmelyn Catalina Canales, a la prensa que le esperaba cuando se produjo su salida de la sede de la PDI, en la ciudad de Curicó.

En medio de un enjambre de periodistas y cámaras, Navarro salió custodiado por dos agentes de la PDI. A paso firme, sin señales de arrepentimiento, Navarro pasó sin mirar a nadie y dejó la enigmática pregunta a los profesionales de la comunicación.

Posteriormente, abordó la camioneta que le llevaría a la ciudad de Licantén, a fin de ser plenamente formalizado.

Al momento de salir la caravana, decenas de personas le gritaron al secuestrador y clamaban justicia.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo