Campos, la designación y Punta Peuco: dos coletazos de los últimos días de la administración Bachelet

Bastante polémica se ha generado alrededor de la figura del ex Ministro de Justicia, Jaime Campos. El supuesto cierre del Penal Punta Peuco y la designación del ex fiscal del caso Caval, Luis Toledo, como notario son los pilares de esta crisis.

Por Consuelo Rehbein

Una serie de dudas y versiones rodean la última polémica del Gobierno de Michelle Bachelet. Esta situación está siendo protagonizada por el ex Ministro de Justicia, Jaime Campos.

El ex Ministro asegura que nunca le llegó documento alguno respecto a la opción de cerrar el Penal de Punta Peuco, mientras que por otra parte, la ex subsecretario de DD.HH., Lorena Fries asegura que la ex Mandataria quería predestinar a los condenados de dicho centro a Colina 1.

Campos El ex Ministro señaló haber recibido la orden de nominar a Toledo. / Aton

"Yo no he firmado nada ni nadie me ha presentado un borrador de decreto en relación a un cierre de Punta Peuco", dijo ayer el ex secretario de Estado.

De hecho, agregó que ni aunque el mismísimo Papa se lo hubiese pedido, jamás habría cerrado Punta Peuco el fin de semana, porque sus funciones "terminaron oficialmente el viernes a las 5 de la tarde".

Se debió hacer antes

Más allá de la responsabilidad puntual de Campos o no, el líder del Partido Radical, Ernesto Velasco, afirmó que "siempre dijimos que el penal Punta Peuco se debía cerrar pero evidentemente no al final de un gobierno, se tenía que cerrar en el momento y forma en que correspondía".

El dirigente político hizo un llamado a las ex autoridades a "no opinar sobre supuestos". "Sería mucho más importante que se pusieran de acuerdo y dieran una sola versión", dijo.

¿Coletazo?

Una segunda polémica rodea al ex Ministro de justicia. Luis Toledo, ex fiscal del caso Caval, renunció a la postulación para ser notario de San Fernando. Esto luego de luego de la polémica que se generó cuando se supo que el propio Campos retiró el nombramiento previo del defensor público de O'Higgins, Alberto Ortega. Acción que habría tenido como fin, asignarle el cupo al ex persecutor.

Y lo admitió. El ex Ministro de Justicia, Jaime Campos señaló que era verdad. "Efectivamente, yo envié el día viernes un decreto y lo retiré el lunes en la mañana. ¿Y por qué lo hice? Porque estaba dentro de mis facultades para hacerlo". El episodio sin duda deja abierta la posibilidad de una eventual acusación constitucional en su contra.

Sobre esta posibilidad, el nuevo jefe de bancada de la UDI, Javier Macaya señaló que no descartan recurrir a Contraloría. "Pensamos que también hay plazos legales que todavía se pueden prestar para hacer algunas acciones frente al ministro Campos, incluso aunque haya cesado del cargo, como es una acusación constitucional", dijo.

Campos se defiende

Ayer, en entrevista con radio Universo, el ex Ministro de Justicia se defendió. “Un día viernes designé al señor Ortega y el día lunes recibí instrucciones superiores que me decían que tenía que designar al señor Toledo", señaló.

No obstante, el ex secretario de Estado se negó a entregar nombres, señalando solamente que se trató de "autoridades superiores". Agregó que se trataba de una instrucción "completamente legal. Eso que ocurrió el día lunes era absolutamente legal".

Por otra parte, y respecto a la eventual existencia de un decreto para el cierre del penal Punta Peuco, Campos indicó que le llama la atención “que hay personas que se refieran a este tema, pero no entregan ningún antecedente concreto que respalde sus dichos". "Todos hablan de un decreto firmado por la Presidenta. Que lo muestren para conocer su contenido”, finalizó.

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo