Congreso de los Estados Unidos aprueba presupuesto que contempla el muro con México

Tras fricciones y dilaciones parlamentarias, los legisladores aprobaron la bicoca de 13 billones de dólares en los gastos para el próximo ejercicio fiscal.

Por AP

El Congreso de Estados Unidos aprobó el viernes una enorme propuesta de gasto de 1,3 billones de dólares que pone fin, por ahora, a las batallas presupuestarias. El sí definitivo se produjo tras algunos obstáculos de última hora y rozando un nuevo cierre del gobierno, ya que los conservadores se opusieron a hacer grandes desembolsos para prioridades demócratas, en un momento en que los republicanos controlan la Cámara de Representantes, el Senado y la Casa Blanca.

El Senado dio luz verde el presupuesto poco antes de medianoche, impidiendo la que habría sido la tercera paralización del gobierno federal este año, un desenlace que ambos partidos querían evitar. Pero la elaboración de un acuerdo amplio que derriba todos los límites presupuestarios, ha agitado a la oposición conservadora y fijó el marco para la próxima batalla por la financiación antes de las elecciones de mitad de legislatura de este año.

La Cámara de Representantes sacó adelante la propuesta de ley el jueves por la tarde por 256 votos a favor y 167 en contra, un conteo bipartidista que subrayó la popularidad del pacto para financiar al gobierno federal hasta septiembre. El presupuesto amplía el gasto en el ejército y en programas nacionales que llevarán dinero federal a casi cada esquina del país.

Pero el proceso se estancó en el Senado, donde los conservadores dejaron pasar el tiempo en señal de protesta. Después se produjo un fallo inusual cuando el senador republicano por Idaho James Risch quiso retirar una provisión para dar un bosque de su estado natal el nombre del fallecido Cecil Andrus, un demócrata que fungió como gobernador durante cuatro mandatos.

En un momento dado, Bob Corker, senador republicano por Tennessee, declaró que toda la escena era “ridícula. Esto es infantil”.

Una vez los contrarios cedieron, la cámara inicio la votación, que se saldó con un conteo de 65-32, a 24 horas del límite para fijar la financiación federal.

Los legisladores accedieron a las prioridades del presidente Donald Trump ampliando los fondos para el Pentágono e iniciando los trabajos para su prometido muro fronterizo con México, al tiempo que se comprometieron con los demócratas a destinar fondos para la construcción de carreteras, el cuidado infantil y la lucha contra la crisis de los opiáceos, entre otros.

Pero el resultado habría sido inimaginable para muchos republicanos que hicieron campaña por la restricción del gasto y el equilibrio presupuestario. Junto a la reforma fiscal impulsada por su formación, el presupuesto hará que el déficit del país regrese al billón de dólares.

Aunque con reticencias, Trump apoyó el texto que deberá promulgar ahora, según legisladores republicanos y asesores, que reconocieron que el pacto incluyó concesiones para lograr votos demócratas necesarios para su aprobación, a pesar de contar con una mayoría absoluta en el Congreso.

"Obviamente a él no le gusta este proceso”, dijo el senador republicano por Georgia David Perdue, contrario a la ley de gasto y que habla regularmente con Trump. "El presidente, nuestros líderes y los líderes en la Cámara de Representantes se unieron y dijeron ‘Miren, no nos gusta lo que están haciendo los demócratas, pero tenemos que financiar al gobierno’”.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo