¿Y ahora adónde me voy?: Papa Francisco asegura que el infierno no existe y el Vaticano lo contradice

Más confusión generan las declaraciones al ser dirigidas hacia un conocido ateo.

Por Fresia Ramírez

Las penas del infierno, las llamas y el "rechinar de dientes" ya no serían un destino para los pecadores después de la muerte, según declaró nada más ni nada menos que el Pontífice Francisco.

Así se publicó en el periódico La Reppublica, donde el fundador del diario, un veterano y ateo periodista de 93 años, escribió una conversación que tuvo con el Papa. Ahí habría dicho una polémica frase que ha remecido la Iglesia Católica.

"El infierno no existe", le dijo el argentino Francisco a Eugenio Scalfari, en una entrevista realizada en el Vaticano. En lugar de ello, el Papa dijo que las almas de los penitentes desaparecen para siempre.

¿Desaparecen?

Así es, las almas sólo desaparecen y quedan impunes de cualquier pecado realizado en vida terrenal. Quienes se arrepientes, sin embargo, tienen otro destino. "No son castigados aquellos que se arrepienten obtienen el perdón de Dios y van entre las filas de las almas que lo contemplan", dijo a Scalfari.

"Pero aquellos que no se arrepienten, y por lo tanto no pueden ser perdonados, desaparecen", concluyó, desatando polémica en el Vaticano y el mundo, ya que estaría cambiando uno de los pilares de la fe católica llevado desde el inicio de esta religión y el anuncio lo da además en Semana Santa.

El Vaticano lo "niega"

Debido a las fuertes polémicas generadas por Francisco, el Vaticano lanzó un comunicado donde explica que la entrevista no se trata de una transcripción fiel de las palabras del Papa.

"El Santo Padre Francisco recibió recientemente el fundador del diario La Repubblica en una reunión privada durante la Semana Santa pero sin que aquello fuera considerado una entrevista", es lo primero que dicen, justificando que el Pontífice no sabía que era sus palabras serían publicadas.

Un punto a favor del Vaticano es que no hay registro grabado de la conversación, ya que el periodista sólo trabajó "a la antigua", con libreta y lápiz.

"Los entrecomillados que aparecen no se deben considerar como una reproducción fiel de las palabras del Santo Padre", afirma un comunicado de la Oficina de Prensa de la Santa Sede.

A pesar de ello, la defensa no es clara y el mundo espera un pronunciamiento del Papa respecto a la veracidad de los dichos.

Cataratas

Ayer, durante clásica la misa de Lavado de Pies que se realiza todos los Jueves Santos, el Pontífice reveló que sufre de cataratas y que debe ser operado. Lo reveló de una forma muy especial, diciendo que no las personas no deben permitir que sus esperanzas se vean nubladas, como sus ojos que sufren de esta enfermedad.

En el lugar y en contexto de Semana Santa, lavó los pies de 12 reos de la cárcel de Regina Coeli. Al despedirse de ellos les dijo "a mi edad, por ejemplo, vienen las cataratas y no se ve bien la realidad. El año próximo debo operarme".

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo