La odiada arista de la Fidae: el ruido de los aviones que enloquece a vecinos del aeropuerto

Habitantes de sectores como la Villa Padre Hurtado y Raúl Silva Henríquez de Quilicura son los más afectados al estar tan cerca del terminal aéreo.

Por Jaime Liencura

Imaginen que trabajan en el turno nocturno y que llegan a las 08:00 a su casa, muertos de sueño. A eso de las 10:00, en la mejor etapa de su descanso, una decena de aviones de combates comienzan a hacer piruetas tan ruidosas, que parecen que estuvieran bombardeando la ciudad. El espectáculo se extiende por horas y sólo acaba cuando ya es hora de volver a trabajar. Eso es precisamente lo que le ocurre a Carolina Vásquez Álvarez (31), quien es una de los miles de vecinos del aeropuerto Pudahuel que odian la Feria Internacional del Aire y del Espacio (Fidae).

Como supervisora de una empresa de alimentos, esta semana justo le tocó el turno nocturno, por lo que recién a las 08:00 llega a su casa ubicada en la Villa Padre Hurtado de Quilicura. Si hubiera una avenida directa entre su casa y el aeropuerto, tardaría sólo cinco minutos en auto en llegar ahí. Un avión se demora menos. Por eso los siente como si estuvieran al lado.

"No puedo dormir, cuando lo intento, termino saltando", cuenta apenada a Publimetro. Según ella, esta semana pegar los ojos ya es una batalla perdida pero tampoco puede hacer otras cosas: el ruido ensordece a todo Quilicura.

"Hoy miércoles me encontraba haciendo un trámite. Por el ruido y también por no dormir bien perdí mis documentos, mi billetera con mis tarjetas carnet y licencia de conducir", agrega.

No se puede estar ni en casa

La distancia entre la casa de Cecilia Colihuinca y el Aeropuerto Pudahuel / Imagen de Google Maps La distancia entre la casa de Cecilia Colihuinca y el Aeropuerto Pudahuel / Imagen de Google Maps

Pero el ruido no es lo único: la vibración de las ventanas, de los pisos, los floreros e incluso vasos de vidrios es tan terrorífico que no deja reposar a nadie, como acusa Cecilia Colihuinca Orellana (33), vecina de la villa Raúl Silva Henríquez de Quilicura.

Por una condición médica debe guardar reposo pero no puede. "Me molesta no tener ese derecho a pataleo", precisa.

Ruido en decibeles

Para el académico del Duoc UC Cristián Cárdenas, quien es ingeniero civil especialista en Sonido y Acústica, el ruido que se produce en cada pirueta de estos aviones puede llegar incluso a los 100 decibeles.

"Es equivalente a una pista de baile en la que tú puedes estar en frente de otra persona pero no eres capaz de escuchar nada. Sólo te das cuenta que mueve la boca, porque la música está muy fuerte. El problema es que en este caso no escuchas algo para bailar, escuchas ruido", explica el especialista.

Afirma que, tal como ir a un concierto, la exposición a este ruido es sólo temporal por lo que los riesgos auditivos son mínimos. Aún así hace un llamado a estudiar nuevas rutas para minimizar los efectos.

Cabe precisar que pese al odio a la Fidae de estos vecinos, para el resto de los chilenos es sinónimo de orgullo. Ello pues es la exposición aeroespacial más importante de Latinoamérica y la tercera a nivel planetario. Es más, este año se presentarán aviones de combate de primera línea y desde el sábado las puertas se abrirán al público.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo