Tras la pista de "el Guacho": Ecuador y Colombia capturan a "el Brayan" líder del grupo disidente de las Farc detrás de los secuestros

Vicente Cánticus Pascial es parte del Frente Oliver Sinisterra, facción que estaría tras el asesinato de los tres periodistas ecuatorianos

Por AP

En una acción conjunta entre las autoridades de Colombia y Ecuador, se capturó a uno de líderes del grupo disidente de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (Farc), se informó el miércoles.

En una conferencia de prensa encabezada por el director de la policía colombiana, general Jorge Nieto, y su homólogo ecuatoriano, general Ramiro Mantilla, se precisó que en una zona del departamento de Nariño (sur de Colombia) se detuvo a Vicente Cánticus Pascial, alias “el Brayan”, quien ha sido señalado como líder de la estructura comandada por “el Guacho”.

Las autoridades también lo responsabilizan por los atentados a las torres eléctricas de Tumaco, donde se perdió la energía eléctrica por varios días.

“Otra de sus funciones era la obtención de insumos químicos para el procesamiento de cocaína en la región del bajo Mira y en la frontera con Ecuador”, director de la policía colombiana

Según Nieto, “el Brayan” ha formado parte de las Farc desde hace diez años. Su captura es relevante porque continuaba delinquiendo y “es responsable de intimidar a los pobladores y campesinos de la zona”.

Además, agregó, “otra de sus funciones era la obtención de insumos químicos para el procesamiento de cocaína en la región del bajo Mira y en la frontera con Ecuador”.

Mantilla añadió que en los últimos días en su país se han capturado a 42 miembros que al parecer forman parte de la estructura criminal de “Guacho”.

“Vamos a seguir trabajando coordinadamente entre Colombia y Ecuador para erradicar de una vez por todas el narcotráfico y otras modalidades de delincuencia en nuestras fronteras”, aseguró.

Ambos países ofrecen una recompensa compartida por “Guacho” que asciende a unos 250 mil dólares.

Estrategia coordinada

El director de la policía ecuatoriana señaló que se ha “fortalecido la coordinación e intercambio de información de nuestros grupos de inteligencia de los dos países en el tema de los secuestros y este trabajo ha dado positivos tanto en Ecuador como en Colombia, aquí se están viendo los resultados”.

Por su parte, el comandante de las fuerzas militares de Colombia, general Alberto Mejía, quien llegó a la zona para visitar a sus hombres desplazados en diferentes zonas de la frontera, dijo que ésta es una operación integral de aproximadamente 120 kilómetros de largo por 50 kilómetros de ancho.

“Estamos haciendo no solamente operaciones en la frontera, sino control territorial. Seguiremos con las operaciones de carácter ofensivo y contra el narcotráfico”, expresó.

Consecuencias

El presidente Lenín Moreno dijo el miércoles que Ecuador deja de ser sede de los diálogos de paz entre la guerrilla del Ejército de Liberación Nacional (ELN) y el gobierno de Colombia.

En una entrevista exclusiva con la cadena de televisión NTN, el mandatario ecuatoriano precisó que “hemos solicitado a la canciller de Ecuador (María Fernanda Espinosa) que frene esas conversaciones y que frene nuestra condición de garante de ese proceso de paz mientras el ELN no se comprometa a dejar de cumplir esas actividades terroristas”.

El mandatario, que aseveró que tomó la decisión el martes, añadió que Espinosa debía comunicar la situación a su par de Colombia, María Angela Holguín, aunque señaló que también el presidente Juan Manuel Santos debía estar informado.

Las conversaciones de paz entre el ELN y el gobierno colombiano se habían llevado a cabo en Ecuador desde hace más de un año, pero sufrieron numerosos reveses y un alto al fuego temporal entre las dos partes expiró en enero sin haber sido renovado.

Se calcula que en la frontera fueron enviados más de tres mil miembros del ejército colombiano.

Además, el alto jefe militar colombiano informó que a Ecuador se han enviado más de 50 miembros del ejército entre instructores y tácticos para fortalecer a las autoridades ecuatorianas.

La ofensiva militar conjunta aumentó tras la muerte de tres miembros del diario El Comercio de Ecuador, quienes primero fueron secuestrados por Guacho y posteriormente asesinados en una conflictiva zona de la frontera ente Ecuador y Colombia mientras realizaban tareas periodísticas.

Los tres fueron capturados en la zona fronteriza de Mataje, unos 175 kilómetros al norte de Quito.

Ambos países comparten alrededor de 640 kilómetros de frontera que se extienden desde el océano Pacífico hasta la Amazonía, donde por la mayor parte del lado colombiano operan con relativa libertad grupos armados de delincuentes, narcotraficantes y ex integrantes de las Farc.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo