Alza de pasaje y visita del Papa llevaron la evasión al cielo: 28,5% pecadores no validaron en primer trimestre

La visita de Francisco hizo que las personas decidieran ocultar la Bip! y rompieran el séptimo mandamiento: no robarás. Otra razón fue el alza de $20 en febrero

Por Jaime Liencura

Cuando los especialistas dicen que no validar la Bip! es como robar, lo precisan porque en estricto rigor significa que hay personas que usan un servicio sin pagarlo. Y este martes, cuando se revelaron las cifras de la evasión del primer trimestre, las autoridades notaron que, bajo esa óptica, hubo 28,5% de personas que rompieron el séptimo mandamiento: no robar. ¿Lo curioso? Es que la visita del Papa habría influido en esta cifra.

Todo partió a la hora de analizar las razones del alza de las personas que prefirieron no validar. Según indicaron desde el Ministerio de Transportes, entre enero y marzo de este año la evasión se empinó 5% más que el 23,7% que se registró el trimestre anterior, que consideraba los meses de octubre, noviembre y diciembre de 2017.

Para la jefa del ramo, Gloria Hutt, esta es una situación grave que hay que corregir tan pronto sea posible. "Disminuir los pasajes impagos de Transantiago es una prioridad, no sólo por el daño que esto implica para el sistema en términos económicos, sino porque afecta directamente a quienes sí pagan el pasaje".

No obstante, a la hora de estudiar las razones que justifican esta alza en este último período, es que se reveló un curioso hecho.

Visita del Papa

"La baja de control que hubo en enero, febrero y comienzos de marzo, fue muy fuerte y eso influye en el resultado", sostuvo la ministra.

Pero fue Paula Flores, jefe del área de fiscalización del Ministerio, quien explicó a Publimetro el detalle de todo. "La visita del Papa, dentro de otras muchas causales, generó la baja en la dotación de Carabineros. No se trata sólo de la semana en que estuvo Francisco aquí, sino que Carabineros tuvo que organizar todas las visitas, no sólo en Santiago, sino que también en las otras regiones", sostuvo.

Siendo más específicos, aseguró que la logística y la implementación de los dispositivos de seguridad estuvieron a cargo de los uniformados. Por lo mismo "durante enero tuvimos muy poco apoyo para hacer el control de evasión". Si a eso, además se suma las vacaciones del personal, el resultado fue uno solo: menos controles y más personas subiéndose a las micros sin validar.

Aumento del pasaje

No fue lo único. Desde Transportes señalaron que, según cifras que manejan ellos, cada vez que la tarifa ha subido $10, se registra un aumento de la evasión de un promedio de 1%.

Considerando que el alza fue de $20, lo lógico sería pensar entonces que el promedio de personas que no hizo sonar su Bip! podría haberse duplicado.

Todo esto sumado además al cambio de autoridades, habría terminado con el aumento del 5%.

Soluciones

Por último, la ministra dijo que atacarán el problema tanto al corto como al mediano plazo.

Dentro de los primeros meses va a ser aumentar la fiscalización. "Lo primero que hicimos fue lo más obvio: aumentar el número de controles". Tanto así que desde el 1 al 23 de abril se llegó a las 67 mil verificaciones, versus las 39 mil realizadas en el mismo período del año 2017.

También se instalarán nuevos torniquetes mariposas, pese a que la misma autoridad los detesta y, ya para junio, se implementarán todos las medidas contempladas en la nueva Ley Antievasión, que comienza a regir el 5 de ese mes.

Por último, también se anunció que con el objetivo de tener una cifra clara, se intentará que sea el Instituto Nacional de Estadísticas (INE), el organismo que se encargue de medir la evasión.

 

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo