Migración: los "pros y contras" de los especialistas que deja la primera semana de regularización

Para Amnistía Internacional, hay que aclarar a los extranjeros que este es el primer paso de todo un proceso. Desde el Gobierno afirman que esto permitirá ordenar el panorama.

Por Jaime Liencura

Este viernes se cumpla una semana hábil del Proceso Extraordinario de Regularización. Pese a que desde el Gobierno y el oficialismo han celebrado la medida e implementación del sistema de registros, a cinco días ya hay algunas críticas: una de ellas viene desde Amnistía Internacional.

A través de un comunicado, el organismo manifestó su preocupación "sobre la extrema premura con que se dio inicio al proceso, lo cual no ha dado un tiempo razonable para informar de manera previa y adecuadamente.

Agregan que, en este proceso, "llama la atención el desconocimiento que se ha generado por parte de personas migrantes en diversas regiones; pues se ha visto que muchas creen que tras registrarse pasan de manera automática a regularizarse, siendo que esto es meramente un registro que no garantiza una visa".

Cuestiones prácticas

Para la directora del Centro de Estudios Migratorios (CEM) de la Universidad de Santiago de Chile, Carmen Norambuena, es urgente reforzar la información a los migrantes.

"No todos leen los diarios como los leen los especialistas. Entonces falta hacer explícito, para ellos, que este es el inicio, un primer paso de un proceso integral porque no a todos les ha quedado claro", sostiene la académica.

También sostuvo que las condiciones en las que se llevó el proceso no fueron de las mejores. "Pasan la noche en la calle y esperan en un lugar que no les da la posibilidad de acceder a un baño", indicó.

Reconoce beneficios

Para la profesora Norambuena, de todas formas, también hay cosas que rescatar, como la opción que entrega a quienes estando ya en situación de irregular, se encontraban en el país ejerciendo alguna labor remunerada.

"Si destacamos las ventajas, podemos mencionar que un migrante regularizado tiene derecho a un contrato de trabajo, lo que a su vez garantiza la salud y otros derechos que tiene un empleado. Además evita que se les pague menos o se abuse laboralmente de ella", advierte la profesora.

Nueva Ley

Más allá de las críticas, desde el Departamento de Extranjería y Migración (DEM) destacaron que esta medida viene a mejorar un escenario de "desidia e inacción" que existía en esta materia en el Gobierno anterior.

Así al menos lo precisó Álvaro Bellolio, jefe del DEM, quien además recalcó la necesidad de tener una nueva ley de migraciones donde se contemplen nuevos organismos, como un Servicio Nacional de Migraciones y un Consejo de Política Migratoria.

“Lo anterior es la base para que los migrantes mejoren su calidad de vida, la de sus familias y garantizar que realicen proyectos de vida en nuestro país que sean con pleno respeto a sus derechos fundamentales", sentenció.

Cabe señalar que, hasta el miércoles se habían registrado un total de 38.822 migrantes, casi un 10% de los extranjeros en situación irregular, según las proyecciones de 350 mil que tenía el Gobierno.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo