95% de los casos de asma pueden tratarse eficazmente

A nivel mundial existen más de 350 millones de personas con esta enfermedad. De no ser tratada, puede generar condiciones irreversibles.

Por Consuelo Rehbein

En Chile se calcula que el 5% de la población tiene asma. Pero el porcentaje podría ser mayor, pues no siempre quienes padecen esta enfermedad siguen el tratamiento adecuado o le dan la importancia que merece. A nivel mundial, existen más de 350 millones de personas asmáticas.

Si bien, el 95% de los casos se pueden tratar eficazmente con los tratamientos disponibles al día de hoy, no tratar la enfermadad puede provocar daños irreversibles en el sistema respiratorio del paciente.

asma Los tratamientos, hechos correctamente, hoy permiten tratar al 95% de los casos. / Getty

El asma es una de las tres patologías respiratorias más frecuentes, es crónica, variable y potencialmente muy grave de no ser tratada como corresponde.

"La gente asocia el asma con el concepto de enfermedad crónica y se asustan, pero lo importante es que sepan que se trata de una predisposición genética de alergia que lleva a la inflamación de las vías respiratorias, y se manifiesta ante algunos desencadenantes externos como alérgenos del aire, contaminantes, humo de cigarro, entre otros", señaló el Henry Olivi, médico broncopulmonar de Clínica Las Condes. "Si el paciente se trata de manera correcta, puede hacer su vida de manera normal", agregó.

La mayoría de los casos pueden ser tratados

Hoy en día el 95% de los casos pueden ser controlados de manera eficaz con los distintos tratamientos disponibles. El automanejo es clave en los pacientes asmáticos, son ellos los que deben tomar control de su enfermedad, conocer su condición, reconocer sus síntomas y gestionar su tratamiento, explicó el especialista.

Según los expertos, el asma se ha vuelto más prevalente en el último tiempo, y se genera por una mezcla de factores genéticos y ambientales, entre ellos: la exposición a alérgenos, el tabaco (tiene un 37% de mayor riesgo en hijos de madres fumadoras), infecciones virales, nutricionales y la contaminación ambiental.

Contaminación ambiental y sus efectos

Este último factor es uno de los principales desencadenantes de las crisis y según un reciente estudio publicado en el European Respiratory Journal, la exposición a la contaminación ambiental aumenta considerablemente el riesgo de experimentar síntomas, ataques y hospitalizaciones, derivados del asma.

Este punto es especialmente crítico en nuestro país, si consideramos que, en los últimos estudios de la OMS, Chile ha sido nombrado uno de los países líderes en los rankings de contaminación ambiental de Latinoamérica.

Lo clave respecto al tratamiento de esta enfermedad, es hacerlo a tiempo. Ante cualquier duda, siempre se debe consultar a un especialista.

Para esto, te dejamos algunas preguntas clave si es que sospechas padecer asma.

 

  • ¿Tiene algún familiar directo con asma o alergia (rinitis)?
  • ¿Tuvo asma durante su infancia?
  • ¿Ha tenido uno o más ataques de sibilancias?
  • ¿Ha tenido alguna vez tos muy molesta o persistente, o sibilancias durante la noche?
  • ¿Bronquitis o resfríos frecuentes?
  • ¿Tiene tos persistente (más de 10 días) después de los resfríos?
  • ¿Ha tenido ataques diurnos de dificultad respiratoria que no se relacionan con esfuerzo?
  • ¿Ha tenido episodios de pecho apretado sin estar resfriado?
  • ¿Mejoran los síntomas con un tratamiento de inhaladores broncodilatadores?
Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo