"Un sueño hecho realidad": vecinos realizan emocionante fiesta de 15 años adelantada a joven argentina que está a punto de quedar ciega

Debido a un retinoblastoma la joven argentina Lourdes Lazo dentro de poco puede perder completamente la vista

Por Francisca Herrera

A Lourdes Lazo le ha tocado vivir una vida dura y es que la joven cordobesa padece de retinoblastoma, un cáncer ocular que poco a poco le esta quitando la posibilidad de ver. Sin embargo, sus cercanos hicieron todo para que viviera a los 14 una fiesta de 15 años de ensueño.

La grave enfermedad, heredada de su padre, ha ido avanzando y en los últimos días los médicos le informaron a la familia de la menor que dentro de poco su hija perdería completamente la visión, de acuerdo con Clarín.

“Pensaban que le pasaría a sus 18 años, pero mi hija de un ojo ya no ve nada. Para caminar tiene que ir tocando las cosas y se niega a usar el bastón porque no acepta su enfermedad", contó su madre, Margarita, según el medio.

Es por esto que ante el futuro incierto de su hija, y en una acción que implicó un gran esfuerzo debido a su precaria situación económica, Margarita comenzó a reunir el dinero suficiente con el fin de celebrar de buena manera la fiesta de 15 años para Lourdes.

Sin embargo, todo se ensombreció cuando la madre llegó un día a su casa y descubrió que le habían robado todo.

Ante la triste situación, una de las hermanas contó la historia a través de Facebook y logró lo impensado: un gran número de amigos y vecinos de la ciudad de Río Segundo se reunieron para realizarle una fiesta quinceañera adelantada, para que pudiera ver como se cumple su sueño en plenitud.

La fiesta

Según revela el diario argentino, los preparativos se realizaron a espaldas de la joven, a quien le dijeron que la habían anotado para un concurso para ganar una fiesta de 15 años.

Cada miembro de la comunidad hizo su parte, unos se consiguieron los zapatos, otros el vestido de princesa e inclusive lograron que un grupo de 50 motoqueros, a quienes siempre veía pasar frente a su ventana, fueran a buscarla para llevarla a su fiesta de ensueño.

Una vez en el lugar, emocionada, descubrió toda la verdad, sus amigos, familiares y vecinos organizaron su fiesta de ensueño donde bailó vals, cortó la torta e inclusive ganó unos pasajes para poder conocer y bañarse en el mar, otro de sus sueños sin cumplir.

En julio Lourdes viajará al hospital Garrahan, de Buenos Aires, para una posible nueva operación.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo