Párroco de Villa Prat denuncia por encubrimiento a obispos chilenos

El sacerdote de la pequeña localidad de la región del Maule acusó a los obispos chilenos y al Nuncio Apostólico, Ivo Scapolo, de encubrir abusos sexuales al interior de la Iglesia.

Por Consuelo Rehbein

La crisis de la Iglesia Católica chilena no ha tenido pausa alguna. Tras la reunión en Roma del Papa Francisco con los obispos y la denuncia contra los sacerdotes de Rancagua, ahora se suma un nuevo capítulo donde la denuncia proviene, nada más ni nada menos, que de un mismo sacerdote.

Sergio Díaz es el párroco de la pequeña localidad de Villa Prat, región del Maule. Tras reunirse con el obispo de Talca, Horacio Valenzuela, el sacerdote conversó con la prensa. El audio completo fue compartido por el Portal Prensa Curicó.

Encubrimiento

Obispo El sacerdote señaló que le pidió al Obispo de Talca que renuncie. / Agencia Uno

En él, el sacerdote señaló que ha trabajado en todo Chile "en encuentros matrimoniales y un cura violó a varios cabros y uno de ellos se ahorcó". Ante casos como el mencionado, el sacerdote dice haberse enfrentado al obispo.

"Le dije al obispo (Valenzuela) que se fuera", aseguró el cura denunciando que "saben mucho pero se quedan callados".

También añadió que el arzobispo italiano, y nuncio apostólico en Chile, Ivo Scapolo, "no puede ser nuncio en Chile, es un bandido". Recordemos que nuncio es "el representante diplomático del papa en un país o un estado".

"Yo estoy choreado con toda la Iglesia, con la jerarquía, con el nuncio", manifestó.

El nuncio no lo recibió

"El tipo no nos habló nunca más. ¡El nuncio!. Le entregamos a la Iglesia todo lo que nos pide la nunciatura e insistimos con los chiquillos, y me dio cita. Llegamos lloviendo con frío, mojados como diuca allá, y me llama y me dice: 'a Ud. no lo recibo'; no era por mí, el cura, sino que por los chiquillos que iban conmigo. Cómo no voy a estar herido con este nuncio, y el Papa en éste confiaba plenamente", relata Díaz.

Para el sacerdote de Villa Prat "Karadima los dañó tanto que no están en condiciones de tomar ninguna decisión", refiriéndose a los obispos. "Nadie está pensando en estos momentos claramente. ¿Quién va a pensar claramente así como estamos?", agregó refiriéndose al obispo Valenzuela.

El párroco señaló que "no sé si soy disidente, yo estoy a favor de la verdad". "En nuestro clero hay vario curas que no hablan. Empiezan igual que yo. También por miedo, o por caridad", añadió. Ante la pregunta de si "confía en el obispo", el párroco señaló que "está muy confundido, muy herido y en este momento no tiene capacidad para decidir nada. Pero no es un tipo malo".

"Estoy hay que sanarlo con la verdad, aunque nos duela", concluyó.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo