En la 48º asamblea de la OEA: Roberto Ampuero le cantó sus verdades al canciller de Maduro

La agenda de empoderamiento de la mujer y la experiencia de Chile en la prevención de desastres fueron puntos que el jefe de la diplomacia nacional llevó a la plenaria

Por Fernando Peñalver

El canciller de Chile, Roberto Ampuero, le cantó este lunes una cuantas verdades a su colega de Venezuela, Jorge Arreaza, en el marco de la cuadragésima octava reunión de la Organización de Estados Americanos (OEA), en la ciudad de Washington.

Al momento de tomar el derecho de palabra, Ampuero felicitó a la OEA en el 70 aniversario  de esa institución, y destacó la la participación de este país en la creación e impulso a la Carta Interamericana Democrática.

En torno a la situación política en Nicaragua, Ampuero hizo votos porque "funcione la mesa de diálogo nacional". Seguidamente, el jefe de la diplomacia nacional hizo referencia a la "grave crisis humanitaria" de Venezuela y aseguró que en los dos últimos años, Chile ha cobijado a más 170 mil ciudadanos de ese país, que huyen de la dictadura de Nicolás Maduro.

"La comunidad internacional no ha estado a la altura. Chile, en unión a las naciones del Grupo de Lima, reitera que no puede guardar silencio", comentó en términos serenos Ampuero, quien propuso que muchos de los delitos del gobierno de Caracas califican como "crímenes de lesa humanidad", con lo cual la Fiscalía de la Corte Penal Internacional tendrá que sustanciar esa causa.

48º reunión de la OEA GENTILEZA

"La solución política de Venezuela la tienen los venezolanos y Chile ofrece su experiencia en un exitosa transición democrática", comentó Ampuero, quien agregó que participarán con fuerza en la próxima cumbre contra desastres naturales. Además destacó la agenda de empoderamiento de la mujer, que lleva adelante el gobierno de Sebastián Piñera.

Rechazó que el canciller de Bolivia, haya llevado a ese foro "un tema bilateral" y reiteró que Chile no tiene cuestiones limítrofes pendientes y que el continente era testigo de la voluntad al diálogo que priva en la administración Piñera, teniendo como base el Tratado de amistad de 1904.

La polémica en la mesa

Al finalizar sus palabras, el canciller de Venezuela solicitó la palabra a la testera, a fin de responderle a Ampuero. "No entiendo como países como el suyo arremeten contra Venezuela, para calificarla de Dictadura. Si mal no recuerdo, la constitución que rige a Chile, la hizo la dictadura de Pinochet. Hoy en su país, los Carabineros reprimen a jóvenes en los liceos y en sus procesos eleccionarios, difícilmente interviene el 50 % del padrón. El presidente Piñera apoyó a la dictadura y la salud está privatizada con las AFP. La democracia chilena no es ejemplo para mi país", aseguró Arreaza.

Ampuero retomó palabra y arremetió con fuerza contra el discurso de su colega: " son impresionantes los epítetos y descalificaciones del canciller Arreaza. Tilda al secretario general de sicario, a la OEA de circo y de ministerio de colonias. Considera que no existen personas con dignidad. Si así trata a diplomáticos, ¿cómo tratará a su propio pueblo? A nadie le queda duda del carácter autoritario del régimen de Nicolás Maduro. Yo intenté establecer un diálogo con usted, pero usted es incapaz de concederle la razón a nadie. Mi presidente Sebastián Piñera jamás apoyó a la dictadura y votó en contra en el plebiscito. Usted y su gobierno, señor canciller Arreaza, están llevando a su pueblo a un callejón sin salida", concluyó diciendo el jefe de la diplomacia chilena.

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo