Muerte de cabo a causa de una subametralladora: Presidente manifiesta preocupación por el poder de armas de delincuentes

El cabo primero Óscar Galindo iba de civil y su muerte se dio en el contexto de un enfrentamiento de bandas. Sebastián Piñera detalló que se estiman 8 mil armas en manos ajenas.

Por Jaime Liencura

"Se estima que hay más de 800 mil amas en nuestro país y muchas de ellas están siendo mal usadas", indicó con preocupación el Presidente Sebastián Piñera en el Hospital de Carabineros, donde falleció el cabo primero Óscar Galindo (30) tras recibir dos impactos de bala tanto en su cráneo como en una de sus manos.

"Él fue víctima de un enfrentamiento de dos bandas y recibió  (dos) disparos en la cabeza y en la mano", detalló el Jefe de Estado.

Pidió fortalecer combate de la delincuencia

Además, junto con destacar el valor del cabo Galindo, indicó que su presencia en el Hospital de Carabineros se dio para "expresar nuestra total solidaridad y condolencias a la familia del cabo primero Óscar Galindo, y a su esposa Priscila Lavanderos".

"El mejor homenaje que podemos hacer al cabo es fortalecer nuestra voluntad de combatir a la delincuencia", agregó el Mandatario.

En esa línea, pidió el respaldo del Congreso y organizaciones civiles para fortalecer "el combate contra las pandillas y contra el narcotráfico".

Menor de edad podría haber participado

 

En el lugar también estuvo el general de Carabineros, Hermes Soto, quien destacó la labor policial del cabo Galindo. En ese sentido, afirmó que "nos sentimos muy afectados por lo ocurrido".

Sobre los sospechosos de los tiros, indicó que "está dentro de las posibilidades que hay una persona que sería menor de edad", pero de inmediato agregó que esta es sólo es una hipótesis.

En esa misma línea afirmó que, desde la parte del  "lo que tenemos hasta ahora es que una persona disparó los tres tiros", pese a que habría más involucrados en el hecho. Tanto así que habría un presunto malhechor que llegó herido a bala hasta el Hospital Padre Hurtado de La Pintana, que habría sido alcanzado por una bala disparada por los mismos carabineros.

Anoche incautaron armas en el sector

Por otra parte, aseguró que en la noche de este martes y madrugada del miércoles se incautaron varias armas de características muy similares al arma que habría provocado la muerte del oficial, justo en el sector donde el oficial fue herido.

Cabe precisar que el cabo Galindo era oriundo de Cañete, al sur de Chile. Su deceso lo lamentan su esposa Priscila, quien también es funcionaria de la Institución. Con el hecho, además, quedan tres hijos sin padre.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo