Ahora la pelota la tiene las autoridades: asamblea de mujeres de la Universidad de Chile entregan petitorio con 48 puntos al rector Vivaldi

Miles de estudiantes participaron de una marcha pacífica por la alameda que finalmente terminó con la entrega del petitorio al rector Ennio Vivaldi en Casa Central.

Por Felipe Betancour

Con camiseta negra y pañuelos morados las estudiantes de la Universidad de Chile marcharon este lunes desde la Facultad de Arquitectura hasta Casa Central para entregar el petitorio unificado, en el que trabajaron las asambleas de las facultades tomadas, y que recoge las demandas que se han generado durante el movimiento feminista universitario.

El texto de 17 páginas , y que contiene 48 propuestas, fue entregado en manos del rector de la universidad Ennio Vivaldi quien solicitó a las voceras de las carreras a movilizadas a dialogar el día de mañana en busca de acuerdos que puedan poner fin a las paralizaciones, que en algunos casos ya suman más 40 días. Sin embargo, las estudiantes le explicaron al rector que la decisión de sentarse a dialogar no podía ser tomada por ellas sin antes realizar una consulta en las asambleas de facultad. Ante el requerimiento de Vivaldi, entre ayer y hoy ya se están realizando las respectivas reuniones de estudiantes.

El documento fue separado en cuatro ejes, en el que se incluye Órganos y Reglamentos, Educación No Sexista, Financiamiento y Articulación Trimestral. El primero de estos cuatros puntos, incluye la creación de una Vicerrectoria de Género y Sexualidad para abordar problemáticas de género y sexualidad, los casos de acoso y abuso sexual y que pueda resguardar a los padres y madres universitarias a través de beneficios como flexibilidad horaria y la construcción de sala cunas en el Campus Juan Gómez Millas, Campus Norte y Campus Sur.

Otro de los puntos que las estudiantes exigen es revisión de la bibliografía en todas las cátedras. Las estudiantes piden la creación de una mesa abierta en todas las carreras para que se revise las mallas curriculares para que incluya “una perspectiva feminista, no sexista y no binaria”. Para lograr esto, todos los cursos impartidos en la universidad deberán tener autoras en su programa. Además, el académico deberá explicitar si el caso de que el autor “tenga antecedentes machistas, misóginos o sexistas, a fin de tener una visión crítica sobre su obra”.

El rector de la universidad de la Universidad de Chile Ennio Vivaldi, respaldó al movimiento tras la reunión donde se entregó el petitorio y aseguró que "Hemos venido buscando desde el inicio de este conflicto contar con un petitorio en torno al cual poder conversar y rápidamente canalizar a través de las vías institucionales, para poner fin a los paros y tomas en nuestra universidad". Además, aseguró que "estamos preparando nuestra respuesta, espero que en la próxima reunión seamos capaces de generar confianzas y entender que en este caso estamos todos y todas por los cambios que implica la igualdad de género y que estamos contra el uso de acciones de fuerza”.

Desde el interior del movimiento de mujeres de la Universidad de Chile, aclararon que la decisión de terminar con los paros es decisión de cada facultad ya que cada una de ellas también maneja su propio petitorio en relación a sus conflictos internos.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo