Transportar un iceberg desde la Antártida: la insólita medida para combatir la sequía en Sudáfrica

Ciudad del Cabo vive con temor ser la primera gran ciudad que se queda sin agua. El llamado Día Cero iba a ocurrir el pasado abril, pero ahora se espera que ocurra en 2019. Para evitarlo, las autoridades han impuesto duras restricciones al uso doméstico del agua: 50 litros al día por persona. Pero hay otras medidas:

Por Agencias

Ciudad del Cabo teme convertirse en la primera urbe del mundo que se queda sin agua potable. A pesar de los intentos del Gobierno, que limitó el consumo de sus habitantes a 50 litros por día, la situación no parece mejorar. En medio de las soluciones que se pusieron sobre la mesa, la más insólita consiste en arrastrar un iceberg de 70 mil toneladas desde la Antártida hasta la costa sudafricana y hacerle un agujero para extraer el líquido.

El plan fue ideado por Nick Sloane, un rescatista de barcos hundidos. La idea es remolcar un iceberg de la Antártida hasta el cabo de Buena Esperanza. Para hacerlo quiere utilizar un petrolero, que tiraría con cables del monstruo de hielo, y dos barcazas, que irían detrás del iceberg para evitar que se desvíe.

Sloane calcula que durante el viaje de 1.200 millas naúticas el iceberg perdería un 30% de su volumen, pero no importa. El empresario calcula que uno solo de estos bloques de hielo proporcionaría 135 millones de litros de agua al día durante un año.

De momento, el proyecto está en la fase de recaudación de fondos, y ya ha logrado el 80% de los 130 millones de coste estimado. En 2017 otro empresario se planteó remolcar un iceberg hasta Abu Dhabi, pero el proyecto no prosperó.

De la Antártida se desprenden 2.000 trillones de toneladas de hielo por año, pero solamente un 7% de los icebergs son susceptibles de ser remolcados por un petrolero. El destino final sería un punto a 30 kilómetros al oeste de Ciudad del Cabo, donde se procedería a la extracción.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo