¿Está sin empleo?: Así buscan trabajo los chilenos por internet

Estudio reveló que desempleados tienden a postular a ofertas donde no cumplen los requisitos o donde están sobrecalificados.

Por Cristopher Ulloa

Internet se ha convertido en una herramienta fundamental para los chilenos a la hora de buscar trabajo. Así lo demostró una encuesta de Tren Digital de la Universidad Católica, donde se reveló que el 78,6% acude a portales web para acceder a nuevas ofertas laborales. Pero, ¿cómo es su comportamiento a la hora de buscar nuevos horizontes?

La respuesta la trajo una investigación conjunta de la Universidad de Chile y la Universidad de Bristol, en Reino Unido, la cual analizó más de 14 millones de postulaciones al sitio trabajando.com entre 2009 y 2016 –resguardando la confidencialidad de los postulantes–. ¿Los hallazgos más sorprendentes?

En primer lugar, el estudio concluyó en base a cálculos de probabilidad que los chilenos tienden a postular a avisos donde se solicita un nivel educacional superior al que ellos poseen, comportamiento que se acentuaría en aquellas personas que ya cuentan con un empleo pero que siguen buscando mejores oportunidades. “Hay que considerar que los procesos de selección no son totalmente rígidos. Las empresas ponen requisitos, pero si los postulantes tienen más experiencia, pueden compensar la falta de cierto nivel educacional”, explica Benjamín Villena, académico de Ingeniería Industrial de la Universidad de Chile que lideró la investigación.

Por otro lado, las personas suelen postular a ofertas donde la experiencia requerida es menor a la de los postulantes. “La mayoría de los avisos de los portales web exigen uno a tres años de experiencia, y las personas por lo general tienen más que eso. Aquellos postulantes que superan, por ejemplo, los quince años de trayectoria, no entran a este tipo de plataformas. Se mueven en otros nichos, como concursos o contactos internos”, señala el economista Stefano Banfi, quien también participó del estudio.

 

¿Desesperados?

Otro dato importante fue que los desempleados postulan con mayor frecuencia a avisos que ofrecen salarios hasta un 20% más bajos que sus expectativas de renta. Por el contrario, aquellos que ya tienen trabajo, buscan ofertas con sueldos entre un 10 y 15% más altos.

“El desempleado tiende a postular a trabajos de peores condiciones, con menor salario y, en muchas ocasiones, a áreas que no le competen. Esto puede ser por un poco de desesperación, porque necesitan trabajo y postulan a lo que sea”, cuenta Banfi.

Villanueva, en tanto, señala que hay que mirar estos resultados como un fenómeno más dinámico. “De todas las personas analizadas, un 40% está buscando un empleo cuando ya tiene uno. Es decir, si encuentro un trabajo, este me puede servir de trampolín para luego encontrar otro con mejor renta”, dice el académico.

Respecto de los empleadores, las ofertas que ocultan sus rentas tienden a atraer más postulantes, pero generan una brecha de hasta un 6% entre el salario efectivamente ofrecido y lo que las personas esperan recibir. “Esto permite que llegue una mayor variedad de postulantes al cargo, y por tanto, la empresa puede elegir un mejor trabajador. Entre más calificado sea el oficio, más tendencia a ocultar la renta”, advierte Banfi.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo