Transportes estudia alargar el contrato a la empresa peor evaluada del Transantiago

Alsacia, el operador de las líneas 100, no cumple con los índices de regularidad y apenas llega a los números en frecuencia. Pese a que su contrato termina el 22 de octubre, desde Transportes anunciaron que están en conversaciones con esa compañía.

Por Jaime Liencura

En lo que va de este 2018, Alsacia aparece como la empresa peor evaluada del Transantiago. La compañía responsable de los recorridos 100 ni siquiera alcanzó el mínimo exigido en regularidad. Aún así es posible que extienda su contrato que vencía el 22 de octubre. Es decir, después de esa fecha podrían continuar con sus servicios por comunas como Maipú, Huechuraba, Peñalolén y Renca.

La información la entregó la propia ministra de Transportes, Gloria Hutt, a Publimetro. La autoridad señaló que estudian esta fórmula como una de las opciones para darle continuidad a los recorridos.

"Hemos tenido conversaciones con la empresa y es posible que ellos continúen un par de meses", precisó la autoridad.

Agregó que la complejidad del caso se da porque "hasta ahora, si se hace memoria, nunca ha terminado un contrato en Transantiago: se han alargado, se han transferido, pero nunca un contrato ha llegado a su término. Entonces esto no es llegar un día y cerrar la puerta con llave y que todas las máquinas paren. Lo que estamos haciendo es preparar esa transición con el objetivo de resguardar la continuidad de las operaciones".

Cifras

El mínimo exigido por el sistema para que un operador cumpla su tarea es tener un 90% en el Indicador de Cumplimiento de Frecuencia (ICF) y 80% en el Indicador de Cumplimiento de Regularidad (ICR).

Hablando de frecuencia, Alsacia apenas alcanzó 90,91% entre enero-marzo y bajó a 90,37% entre abril-junio. En regularidad ni siquiera se cumplió la meta y es más, bajaron las cifras pasando de 79,46% en el primer trimestre a 78,81% en el segundo.

Si se consideran las máquinas tampoco les va bien. Para 28 recorridos con 8 variantes (nocturnas y expresos) cuentan con un aproximado de 750 micros, lo que representa 11% de los 6.500 del sistema total. En el último Estudio Satisfacción de Empresas Operadoras del Transantiago publicado en noviembre pasado, reciben una evaluación de un 34,9% en el ítem "buses".

Pero más allá de las cifras, el problema está en que gran parte de su material rodante cumplirá pronto su vida útil. ¿Qué pasará con esto?

"Los que terminan salen de circulación. Y los que todavía tienen vida útil, estamos viendo la posibilidad de transferirlos a otras unidades", precisó la ministra Hutt.

¿Atados de manos?

La noticia no les sorprende del todo a los especialistas. Ello pues el Gobierno casi no podía hacer otra cosa, según explicó Franco Basso, del Observatorio de Movilidad Urbana de la UDP.

"Alsacia no tiene ninguna opción de comprar nuevas máquinas, porque de extenderle el contrato sería por un período muy corto. La única opción que hay es que el Gobierno compre buses de alto estándar, para que lo ponga a disposición de Alsacia por un tiempo. De todas formas, los problemas de esa compañía no son sólo sus buses viejos, es su operación en conjunto", sostuvo.

Para el ex jefe de la Dirección de Transporte Público Metropolitano, Guillermo Muñoz, el problema se originó cuando se detuvo la licitación, que renovaría 50% de sistema, pero con contratos de 10 años y no de cinco o menos como evalúa la actual administración.

"Haber postergado la licitación genera un proceso de negociación con todas las empresas y eso no es bueno. Ello porque este tipo de acuerdos directos retrasa el proceso y no sólo eso, sino que también encarece el sistema", criticó.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo