Familiar de uno de los chilenos que arriesgan la horca en Malasia: "Mi hermano nos ha pedido que oremos y le enviemos energía"

"Gracias a todos quienes están pulsando para que esta pesadilla termine" agregó Natalia Osiadacz, la hermana de Felipe, uno de los jóvenes acusados de homicidio.

Por Jaime Liencura

Una cadena de oración por Fernando Candia y Felipe Osiadacz, los dos chilenos que arriesgan la muerte en la horca en Malasia, es lo que solicitaron sus familiares a través de redes sociales.

Específicamente fue Natalia Osiadacz, la hermana de Felipe, quien a través de Facebook informó que "mi hermano nos ha pedido que quien pueda y quiera durante estos días, oremos y les enviemos mucha energía".

Se inicia proceso

Según la agenda judicial de Malasia, el juicio debe comenzar este domingo a las 22:00 (09:00 en Malasia) y si no hay nuevos aplazamientos, el proceso completo podría extenderse por nueve días. En esa última jornada se debe conocer el veredicto de ambos, acusados de homicidio de un ciudadano malayo ocurrido en extrañas circunstancias.

"Esta vez necesito pedirles no sólo sumarse con toda fuerza, amor y fe a esta cadena, si no que ademas cada uno de ustedes genere una nueva cadena de difusión, u oración, amor, energía y fe entre sus familia, amigos y contactos para que esta unión se manifieste con fuerza y se haga justicia sin más espera, pidiendo por su pronto regreso a casa. Gracias a todos quienes están pulsando para que esta pesadilla termine cuanto antes", agregó Natalia.

Draconiano código penal

Cabe mencionar que ambos jóvenes están retenidos en la prisión de Kuala Lumpur desde agosto del año pasado, fecha en la que quedaron internados luego de participar en un confuso incidente que terminó con un ciudadano malayo muerto.

Debido a que el código penal de Malasia está basado en torno a los principios islámicos, el asesinato de una persona allá se castiga con la muerte en la horca. La defensa de los chilenos esperan comprobar la tesis de la legítima defensa, cuestión que evitaría un fallo con la pena capital.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo