Pegados a la pantalla y comprando: radiografía al uso que millennials y centennials le dan a su smartphone

Estudio revela que las generaciones "Y y Z" pasan entre 7 y 9 horas con sus teléfonos inteligentes. Más allá del entretenimiento, la tecnología se está usando para optimizar el tiempo, dicen los expertos.

Por Publimetro

Según el estudio "XYZ: Tres generaciones conectadas", los millennials y centennials pasan la colosal cantidad de 7,2 y 9,6 horas al día pegados al smartphone. Esa conclusión la sacó WOM, que en un sondeo hecho a 800 personas desentrañó el uso que las llamadas generaciones X, Y y Z, le dan a sus aparatos inteligentes.

La relación con la tecnología cada vez se estrecha más, ya que, en promedio, los nacidos entre 1965 y 1979 recibieron su primer teléfono inteligente a los 31 años, mientras los millennials (1980 al 2000) lo hicieron a los 18,7 años y los centennials (2000 al 2018) a los 10 años y medio.

Las horas frente a un celular, según las cifras, también refleja que la tecnología dejó hace tiempo de ser sinónimo exclusivo de entretenimiento, y hoy el uso para comercio electrónico hace temblar los cimientos del transporte tradicional y las tiendas físicas del retail.

Carlos Escobar, director de Innovación y Tecnología de la Facultad de Ingeniería de la Universidad San Sebastián, agrega que el tiempo destinado a plataformas digitales no difiere mucho entre generaciones. "En el estudio aparece que la generación Z usa por más horas el smartphone, y claro, si es su plataforma nativa. Pero los de 30 o 40 años aún no resignan el uso del notebook o PC. Si se sumaran, las horas estarían equiparadas", explica.

Cambios

"La generación Y y la X se terminarán llevando todo por delante", afirma el director de la Escuela de Publicidad de la Universidad Diego Portales, Cristián Leporati. "Los chicos que hoy tiene 20 años se criaron con un buscador web y no con la enciclopedia británica", agrega.

El estudio revela que, entre las tres generaciones, la aplicación de economía colaborativa que más usan son las de transporte (45,5%), como Uber. Le siguen las apps de venta e intercambio de artículos (31,88%) y las de comida a domicilio (14,88%). A su vez, casi la mitad de los millennials usa su smartphone para el comercio electrónico (48%), seguido por la generación X (40,6%) y más atrás por la Z (25,93%).

Escobar explica que estos datos dan muestra del desafío para el comercio tradicional, que rápidamente deberá privilegiar el ecommerce. "La gente está expuesta a muchos más estímulos. No necesariamente es por el contacto con la tecnología, sino que ahora se hacen más cosas en menos tiempo. Lo esencial para las personas es optimizarlo, y eso se refleja en resignar ir a una tienda para que traigan las cosas a tu puerta".

Relación con las marcas

En cuanto a la relación con las marcas, los factores claves para las tres generaciones siguen siendo el buen precio (23,17%) y la calidad de los productos (23,8%). Pero un factor que entra fuerte es una buena atención al cliente (15%). "Lo que hace el chileno con su tiempo libre es consumir, por eso su roce con el retail, los servicio de internet y la banca, es mayor. Eso refleja el porqué el 70% determina que estos rubros tienen malas prácticas", dice Leporati.

Finalmente, el publicista señala que "estos datos vaticinan que en un futuro cercano bajarán los precios. Las tiendas físicas son un gran negocio inmobiliario, y caro. Pero cuando todo se traslade al comercio electrónico, el gasto físico y variable de las empresas bajará drásticamente, lo que se transmitirá en los productos", cierra.

 

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo