Ola de correos bomba en EEUU: encuentran "artefactos sospechosos" enviados a los Clinton, Obama y CNN

Los hechos se produce en medio de la campaña para las elecciones legislativas

Por Francisca Herrera

En Estados Unidos se ha desatado una ola de correos bomba, presuntamente enviados por una misma persona, que ha tenido como blancos a los Clinton, Barack Obama, el millonario George Soros, el ex director de la CIA John Brennan, el ex fiscal general Eric Holder, la cadena de noticias CNN y dos representantes demócratas, Deborah Wasserman y Maxine Waters.

Durante la noche del martes se halló un “artefacto explosivo funcional” en la casa de los Clinton ubicada en Chappaqua, un suburbio de la ciudad de Nueva York (EEUU). El elemento habría sido enviado por correo y estaría dirigido a la ex candidata presidencial Hillary Clinton.

"Estamos bien gracias a los hombres y mujeres del servicio secreto… Todos los días estamos agradecidos por su servicio y compromiso, y obviamente nunca más que hoy", indicó Hillary junto con señalar que en EEUU se están viviendo "tiempos difíciles".

El miércoles por la mañana fue interceptado por el Servicio Secreto otro paquete, identificado como “potencial artefacto explosivo”, despachado a la oficina del ex presidente Barack Obama en Washington.

"Los paquetes se identificaron inmediatamente durante los procedimientos de revisión de correo de rutina como posibles dispositivos explosivos y se manejaron adecuadamente como tales. Los protegidos no recibieron los paquetes ni corrieron el riesgo de recibirlos", informó el Servicio Secreto.

El lunes se halló una bomba de tipo caño en el buzón de la finca del multimillonario y filántropo George Soros, quien reside cerca de la casa de los Clinton.

Más tarde, la policía de Sunrise informó que se investiga un paquete sospechoso cerca de la oficina de un la legisladora demócrata de Florida Deborah Wasserman Schultz. El paquete extraño estaba dirigido al ex fiscal general Eric Holder, al parece el envío fue devuelto y llegó a la dirección de Wasserman debido a que el responsable puso la dirección de ella como remitente.

Un séptimo paquete, que fue interceptado por las autoridades, llegó al Congreso de Maryland dirigido a la senadora demócrata Maxine Waters.

El gobernador del estado de Nueva York, Andrew Cuomo, dice que su despacho también recibió un paquete sospechoso. No obstante, más tarde la policía informó que el correo enviado a gobernador no era una bomba y no estaba relacionado con los otros.

En un momento se habló de un presunto artefacto explosivo en la Casa Blanca, sin embargo, esta información también fue descartada por el Servicio Secreto.

Evacuación CNN

En tanto, la cadena de noticias CNN desalojó sus oficinas ubicadas en el edificio Time Warner Center en Nueva York debido a que se encontraron dos paquetes sospechosos.

Los espectadores vieron en directo como la transmisión en vivo de la cadena era interrumpida para dar paso a la evacuación del recinto.

Las transmisiones continuaron desde las instalaciones en Washington y, más tarde, los periodistas de la sede neoyorquina retomaron sus labores desde las calles.

 

Explosivos

El jefe policial de Nueva York explicó que uno de los paquetes, que se encontraron en la sala de correo de CNN, contenía un explosivo activo y el otro un polvo blanco.

De acuerdo con las imágenes difundidas, uno de los paquetes enviados al Time Warner Center estaba dirigido al ex director de la CIA John Brennan,  invitado frecuente en la cadena de noticia y crítico de la administración Trump, y tenía como emisora a la legisladora Wasserman.

El director antiterrorismo del departamento policial de Nueva York, John Miller, dice que el artefacto explosivo enviado a las oficinas de CNN al parecer fue enviado por la misma persona que mandó bombas a las residencias del filántropo millonario George Soros, de la ex secretaria de Estado Hillary Clinton y del ex presidente Barack Obama.

Todos los dispositivos parecían ser bombas de tubo de un tipo improvisado, dijeron Miller junto con otros funcionarios en conferencia de prensa en Nueva York.

Un oficial indicó a CBS Miami que al menos uno de los explosivos parecía contener proyectiles, incluidos fragmentos de vidrio.

Condenas públicas

La Casa Blanca indicó que “estos actos de terror son viles y quien sea responsable deberá rendir cuentas con todo el peso de la ley". 

Por su parte, el vicepresidente Mike Pence señaló que condenan "los intentos de atentados contra FMR Pres Obama, los Clinton, CNN y otros.

"Estas acciones cobardes son despreciables y no tienen cabida en este país. Agradecidos por la pronta respuesta del Servicio Secreto, FBI y la policía local. Los responsables serán llevados ante la justicia", puntualizó.

El presidente Donald Trump se mostró de acuerdo con lo expresado por su vicepresidente al retuitear su publicación junto al mensaje “¡Totalmente de acuerdo!”.

La portavoz de la Casa Blanca Sarah Huckabee Sanders aseguró que Trump y sus asesores están monitoreando la situación y su condena "por supuesto incluye las amenazas hechas a CNN y a actuales o antiguos servidores públicos".

El Servicio Secreto, la policía y el FBI se encuentran investigando la procedencia de los “paquetes sospechosos”. Hasta el momento nadie ha reivindicado los hechos.

La ola de correos bomba se produce en medio de la campaña para las elecciones legislativas de mitad de mandato del 6 de noviembre.

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo