Belén Larrondo nueva presidenta FEUC: "Para el gremialismo el feminismo nunca fue primordial"

La recién electa presidenta de la Federación de Estudiantes de la Universidad Católica viene a consolidar el proyecto del Nau, colectivo que se impuso por tercer periodo consecutivo.

Por Felipe Betancour

En segunda vuelta y con un 57.9% de los votos, el movimiento político estudiantil Nueva Acción Universitaria (NAU) se impuso a su "clásico" contrincante, el Movimiento Gremialista. La encargada de consagrar este proyecto político, que alcanzó la directiva FEUC por tercer periodo consecutivo, será Belén Larrondo quien se mostró sorprendida por el amplio margen con el que se adjudicaron la elección.

¿Cuál fue la clave del triunfo del NAU?

Como Nau hemos sabido responder a las demandas que han habido en la interna y a la externa de la Universidad Católica. Hoy nos encontramos en un contexto en el que feminismo es parte del sentido común y ahora nos planteamos con un proyecto para el otro año con el feminismo con un tema transversal. Esa es una gran diferencia con el Movimiento Gremialista que no se manifestó nunca por este tema ni otro del mismo tipo. Para nosotros es y será un tema primordial ya que aún existe violencia en contra de nuestras compañeras y mujeres trabajadoras que debemos erradicar.

¿Cómo manejarán las movilizaciones como federación al interior de la PUC?

El movimiento estudiantil ha bajado su convocatoria en comparación con el 2011. Pero la movilización feminista y la estudiantil no son excluyente, tienen que caminar de la mano. Nosotros entendemos que una educación tiene que ser feminista y no sexista en todas sus áreas. Por lo mismo creemos que estas dos luchas para el próximo año tienen que dialogar, para nosotros es tan importante una sociedad feminista lo es también la educación.

¿Que otros desafíos tienen para el próximo año más allá del feminismo?

Tenemos que trabajar en la democracia de la universidad. Actualmente el estamento directivo el que toma las decisiones y eso ya no debe seguir ocurriendo. Somos un movimiento que siempre ha hablado de que la democracia tiene que ser llevada por toda la comunidad ya que así es la forma que podemos ser escuchados y se pueda llegar a soluciones que puedan ser un real cambio. Otro punto que debemos marcar es el bienestar estudiantil. Estamos en una universidad muy privilegiada pero que convive con muchos estudiantes con problemas de salud mental, problemas de estrés y de alta carga académica. Tenemos que ser una federación que pueda responder a ese alumnos que se siente abrumado por sus carreras.

¿Desde la federación se puede aportar para cambiar en cierta medida los valores conservadores de la PUC?

Esto ha sido un trabajo de muchos años. Hace dos años ya se llevo un plebiscito estudiantil con respecto a la objeción de conciencia y el alumnado se manifestó en contra pero el rector no fue capaz de acoger esa votación. Nosotros siempre vamos a ser críticos con la medida de la objeción de conciencia porque no responde a la necesidad social de nuestro país y también entendemos que existe la objeción personal que no puede ser transgredida por una institucional. Puede ser difícil que una federación pueda hacer el gran cambio peros siempre se puede avanzar en generar sentido común a las autoridades y a quienes componen la universidad.

Belén Larrondo Agencia Uno
Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo