Techos verdes y jardines en las azoteas: la eco tendencia que crece en Santiago

La semana pasada el Minvu presentó el decreto que modifica la Ordenanza General de Urbanismo y Construcciones (OGUC) que fomenta el desarrollo de techos verdes en los nuevos edificios del país. La tendencia se ha ido expandiendo en barrios De Santiago.

Por Consuelo Rehbein

La falta de áreas verdes es un problema que aqueja a las principales ciudades del mundo. Las constantes alzas de población urbana nos han llevado a optimizar los espacios olvidando el equilibrio medioambiental. Pese a aquello, y desde hace varias décadas, en las principales ciudades de Estados Unidos y Europa, se ha optado por aprovechar los espacios de las azoteas y techos de casas y edificios.

En Santiago, poco a poco se han ido reutilizando estos espacios. De hecho, desde el Gobierno apuntan a que esto siga creciendo. Durante la semana pasada, el ministro de Vivienda y Urbanismo, Cristián Monckeberg, presentó un decreto que modifica la Ordenanza General de Urbanismo y Construcciones (OGUC) que fomenta el desarrollo de techos verdes en los nuevos edificios del país.

techo verde En Europa y algunas ciudades de Estados Unidos, la tendencia lleva décadas desarrollándose. / Getty

Utilidad al 100% de las nuevas azoteas

Este cambio permitirá, entre otras medidas, darle utilidad al 100% de la azotea de los edificios nuevos. Considera que un máximo del 25% de la azotea se destine a construcciones abiertas con cubiertas livianas, como quinchos, y construcciones cerradas, como baños.

El 75% restante a terrazas, vegetación o paneles solares, entre otros elementos. Hasta ahora, solo un 20% de este espacio se podía destinar a algún tipo de equipamiento exterior y propio de la parte superior de los edificios.

Loe beneficios de esta tendencia

Sobre los motivos que han impulsado esta tendencia, Jimena Conejero, arquitecta de la Universidad Mayor señaló a Publimetro que "se genera por los beneficios que esto trae".

"Si comparamos un techo convencional y un techo verde nos encontramos con mayor superficie de áreas verdes, de esparcimiento. Mejoran las vistas en la cuidad, crean espacios para la biodiversidad, reducen los efectos de islas de calor dentro de la cuidad, permiten utilizar el agua lluvia, disminuyen las temperaturas en las edificaciones al ser aisladores térmicos y permiten ahorrar energía", explicó.

techo verde La nueva tendencia es eco sustentable y genera nuevos espacios de recreación. / Getty

Frente a las dificultades estructurales que se podrían generar, para el fomento de estos espacios, la especialista señala que "lo más importante a considerar es el peso que genera un techo verde, esto es importante de revisar con un especialista".

"De todas maneras existen distintos tipos de techos verdes, donde el espesor permite que crezcan distintos tipos de plantas y esto influye en el peso del techo verde. Por ejemplo, techos verdes intensivos de más de 20 cms de espesor y extensivos entre 2-15 cms", agregó.

Un nuevo Santiago

Sobre el nuevo Santiago verde que podría surgir en los próximos años, Conejero señaló que "la evolución de una ciudad con respecto a estos temas, es pensar en el caso de Santiago, cómo se ha dado en otras ciudades donde las legislaciones comienzan a regularizar y fomentar el uso de techos verdes en nuestros edificios".

"Hay ciudades como Chicago donde la mayor parte de los edificios tienen cubiertas vegetadas y de todas maneras sería una evolución positiva que esto sucediera en Santiago", concluyó la arquitecta.

Algunos dudas al respecto, explicadas desde el Ministerio de Vivienda y Urbanismo:

  • ¿Qué es un techo verde?
  • Se trata de lo que comúnmente se conoce como “la quinta fachada”. Es poder darle vida a la azotea de los edificios y poder habitar la cubierta. Es nuestros días, una ciudad que está tendiendo a la verticalidad, donde hay una densificación importante, es necesario brindarle a la ciudadanía esparcimiento en sus propios hogares.
  • ¿Cuándo entra en vigencia este decreto?
  • El decreto ya está ingresado en Contraloría General de la República y una vez que sea aprobado entrará en vigencia. Este proceso podría tomar alrededor de seis meses.
  • ¿Cuál es el beneficio para la ciudad?
  • Primero que todo ganan las familias que habitan un edificio, al tener equipamiento para sus propias necesidades. Luego gana la ciudad por la belleza urbana que ofrece darle “vida” a las azoteas y los beneficios de contar con elementos propios de la sustentabilidad.
  • ¿Qué tipo de construcciones se incluyen el 25% que se establece en el decreto?
  • Están incluidos pérgolas, cajas de ascensores, baños, salas de máquinas, chimeneas, estanques y similares elementos exteriores ubicados en la parte superior de los edificios.
  • ¿Es una obligación cumplir con ese 25%?
  • La modificación a la ordenanza, cuya aplicación o incorporación es a los proyectos nuevos, es de carácter voluntario. Estamos dando mejores condiciones normativas para que se generen más techos verdes.
  • ¿Qué se puede incorporar en el 75% restante?
  • El resto de la superficie de la azotea podrá ser destinada a terrazas, piscinas, vegetación, jardineras y elementos ornamentales, en tanto no sobrepasen la mitad de la altura de las barandas o paramentos perimetrales, como a albergar la instalación de paneles solares, los que no podrán sobrepasar los 2 m de altura desde el nivel de la azotea.
  • ¿Los techos verdes podrán aplicarse solo en edificios destinados a vivienda?
  • La normativa que hoy está en Contraloría no hace distinción entre edificios destinados a vivienda o comerciales.
  • ¿Cuál es la altura que deberán tener las barandas en las azoteas que cuenten con este tipo de equipamiento?
  • Las barandas no podrán tener una altura mayor a 1,5m desde el nivel de piso terminado, deberá tener un 80% de transparencia y su diseño no puede ser escalable.
Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo