Isapres: algo no cuadra

Por Sergio Tricio
  • Gerente general de Ruvix – @stricio

La semana pasada conocimos que los planes de salud que ofrecen las isapres, tendrán el mayor aumento en los últimos ocho años, con un alza promedio del 5,1% real, es decir, precios que aumentan sobre la inflación, ya que los valores de los planes están expresados en UF.

Esta ha sido una práctica habitual de las isapres en los últimos años y una de las razones por las cuales, muchos afiliados han llevado a la justicia estas alzas, frenando esta decisión unilateral.

Siempre me he preguntado, como un fallo que ha sido tan categórico por la justicia, prácticamente en la totalidad de juicios a favor de quienes demandan, no sea una razón de peso para que se extienda esta medida a la totalidad de los usuarios. Es decir, solo los que saben, averiguan y se asesoran por un abogado, pueden hacer este trámite que no tiene costo y que ha permitido a muchos abogados ganar enormes sumas de dinero.

Siempre me he preguntado, como un fallo que ha sido tan categórico por la justicia, prácticamente en la totalidad de juicios a favor de quienes demandan, no sea una razón de peso para que se extienda esta medida a la totalidad de los usuarios.

Asimismo, lo más impresentable, es que una de las razones por las cuales las isapres están subiendo el valor de los planes, es precisamente argumentando que han tenido un alza en los costos por la judicialización. El razonamiento sencillo es que si no subieran los precios, no habría judicialización, por lo tanto no aumentarían los costos. Pero claro, los que reclaman, son pocos respecto a los que aceptan las alzas de precios, muchas veces sin enterarse.

Por otra parte, algo que tampoco suena bien, es la verticalización de las prestaciones médicas, en donde una misma compañía puede tener una Isapre, una clínica y centros médicos. Entonces, no sería raro que aumenten los costos de las prestaciones, como atenciones médicas, insumos y servicios clínicos, si al final, el dinero queda en la misma empresa.

Para los que pueden gozar los privilegios de la salud privada, lamentablemente, los planes de isapres son la mejor opción, a pesar de las críticas que podamos hacer, sin embargo, los que tienen planes antiguos, deberían estar atentos a las cartas de adecuación, mantener actualizado su domicilio donde envían este documento y frenar el alza de precios a través de un abogado, en un proceso muy sencillo a través de la firma de un poder de representación. Sin embargo, cada día se hace más evidente que el sistema actual, como lo conocemos, no cuadra y el Gobierno tiene una enorme oportunidad de hacer una reforma importante que beneficie a una buena parte de la población.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo