Brigada de Delitos sexuales capturó a implicados en el ataque lesbofóbico a Carolina Torres en Pudahuel

Carolina recibió golpes de pies, puños y palos el pasado 14 de febrero de los hermanos Miguel Ángel (24) y Reynaldo Cortez Arancibia (30), quienes la insultaron en razón de su orientación sexual en momentos que vestía una polera de la “U”

Por Aton-Publimetro

Detectives de la Brigada de Delitos Sexuales y Menores (Brisexme) de la PDI detuvo en las últimas horas a los dos implicados en el ataque a Carolina Torres Urbina, a quien golpearon el pasado 14 de febrero en la comuna de Pudahuel, hecho que fue catalogado como homofóbico.

Cabe mencionar que Carolina recibió golpes de pies, puños y palos el pasado 14 de febrero de los hermanos Miguel Ángel (24) y Reynaldo Cortez Arancibia (30), quienes la insultaron en razón de su orientación sexual en momentos que vestía una polera de la “U”.

Se espera ahora que la PDI entregue una versión oficial de cómo se gestó la aprehensión de estas personas, que estaban prófugas desde el día del violento ataque.

Por su parte, el Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh) festejó este jueves que la investigaciones de la Brigada de Delitos Sexuales de la PDI pudieran dar con la identidad y la detención de los responsables del violento ataque contra la joven Carolina Torres, al tiempo que explicó porque la agresión es de carácter lesbofóbico, en circunstancias que la  pareja de la víctima no fue agredida físicamente.

El vocero del Movilh, Oscar Rementería, festejó “la detención de los agresores, pues sin duda, esto aliviará en parte el daño causado a Carolina y a su familia y acerca las posibilidades de alcanzar justicia”.

“Esperamos la misma diligencia frente a todos los abusos motivados por discriminación, pues lamentablemente en la mayoría de los abusos contra las personas LGBTI, que suman 3137 desde 2002 al 20178 casi nunca se ha actuado con celeridad. El año pasado hubo tres crímenes homo/transfóbicas y en el transcurso del 2019 ya sumamos 15 ataques de odio”.

Explicó que en el caso de Carolina “esperamos que se aplique el agravante contemplado en la Ley Zamudio, lo cual no se ve fácil, pues esta norma presenta deficiencias. Una de ellas, es que obliga a la víctima a demostrar que fue discriminada, en circunstancias que debiesen ser los agresores quienes debiesen demostrar que no discriminaron. Es por esta razón que hoy presentado al Gobierno un proyecto que reforma la ley”

“Esperamos que los tribunales tengan muy en cuenta esta situación, pues sabemos que los victimarios suelen defenderse de estos abusos diciendo que tienen amigos o familiares LGBTI o que no atacaron al o la acompañante LGBTI de la víctima. Pues bien, ninguno de esos hechos, es garantía de mayor o menor inocencia, pues la discriminación opera de otras maneras. Tanto así, que ser LGBTI tampoco es garantía de no ser homofóbico, lesbofóbico o transfóbico”, finalizó rementería.

La intendenta de la RM, Karla Rubilar, recordó que esa institución estaba vinculada a la querella y pidió a los organismos judiciales la aplicación del "máximo rigor de la ley", a los atacantes de Carolina Torres.

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo