En medio de la crisis surgió nueva tendencia: delivery de condones creció más de un 30% en los últimos meses

Ante la alta tasa de contagios por VIH, los preservativos a domicilio son el nuevo boom de los pedidos a domicilio. Además, la cantidad de mujeres que los solicita también se disparó.

Por Gabriel Arce

Si bien la comida, medicamentos y compras de supermercado reinan en las apps y plataformas de pedidos a domicilio, hay un nuevo producto que está irrumpiendo fuerte en el rubro del delivery: los condones.

Aquí la contingencia provocó una nueva tendencia de consumo. Y es que la crisis latente por la trágica tasa de contagio del VIH habría significado todo un remezón para los chilenos y su relación con los preservativos.

Las cifras del rubro lo confirman: en los últimos 6 meses, el delivery de condones a domicilio aumentó un 30% en todo Chile, muy por sobre las realidades del mercado. Además, la cantidad de mujeres que solicitan estos productos también habría crecido otro 30%, llegando a representar casi el 20% del total de los pedidos.

De eso da fe Santiago Iriarte, gerente general de la marca de preservativos Trojan. Su marca aumentó sus ventas digitales un 32% en seis meses, en parte, explica, por respuesta de la gente a las preocupantes cifras de contagio del Sida, que en 2018 sumó 7 mil nuevos casos en todo el país. "Hay quienes no compran por el “pudor” de tener que presentarse en la farmacia y trabajamos para incentivar la naturalización de la compra", agrega.

En esa línea coincide Willem Schol, director de la división chilena de Glovo. “Actualmente la compra de preservativos ya alcanza el 5% del total de ventas en la categoría de non food (no comida)", cuenta. En los últimos 6 meses, a su vez, la venta de este ítem en su plataforma creció un 30%,  "dado que es un producto contingente y que satisface una necesidad básica a través de un canal de compra discreto”.

Schol señala que las solicitudes del producto "corresponde a hombres y mujeres en la misma proporción, de 18 a 35 años".

Eso sí, no todo son cuentas alegres. Iriarte hace hincapié en que aún falta mucho por recorrer, si se compara en relación a otros países como Estados Unidos. "Según la encuesta de Calidad de Vida del Minsal, en Chile sólo el 12,8% de los jóvenes usa preservativos en sus relaciones sexuales y en Estados Unidos, según el informe de los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades, la cifra se eleva a un 33,7%".

El ejecutivo de Trojan Chile afirma que "siempre que existan más canales de distribución de preservativos es mucho mejor, pero esto no siempre significa que va a aumentar exponencialmente la venta y su uso (…) En Chile estamos en deuda en una política pública que involucre a todos los actores".

En este caso, Iriarte señala que las empresas deberían trabajar en productos que se acerquen al segmento más vulnerable, que está entre los 20 y 29 años. Por eso, dice apostar por una variedad de más de 30 tipos de condones que apunte al público joven, donde se busca potenciar los formatos ultradelgados, que son por lejos los más populares en el segmento vulnerable.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo