Expertos critican terceras pistas de Piñera: "Es como creer que la obesidad se resuelve aumentando los orificios del cinturón"

Sebastián Piñera anunció una inversión de $6,21 billones en más de 3.100 km de rutas y autopistas durante el período 2019-2023.

Por Fresia Ramírez

En noviembre del 2021 vería la luz la última piedra del proyecto vial que anunció ayer Sebastián Piñera. En lo concreto, y además de los 14 nuevos kilómetros de caminos rurales, la instalación de una tercera pista para tres arterias de cemento del país fue lo principal. Se trata de una conexión entre el enlace Peuco y el inicio del bypass Rancagua en la Ruta 5 Sur; otra entre el sector Lo Errázuriz y el enlace Talagante en la Ruta 78 y otra en el enlace Costanera y el enlace Pudahuel de la concurrida Ruta 68.

Una inversión total de 6,21 billones, una mejora de 9.681 kilómetros en caminos rurales caminos básicos y 3.839 kilómetros de caminos en comunidades indígenas y la expansión del sistema free-flow de peajes sin barreras, el proyecto del ejecutivo divide las opiniones de expertos.

Franco Basso, del Observatorio de Transporte de la Universidad Diego Portales, califica la tercera pista como “tremendamente necesaria” ya que “una pista puede sumar una capacidad de 1800 vehículos por hora y permitir alivianar bastante las condiciones de transporte y ayudar a una descongestión importante. Chile está al debe en infraestructura y tiene que avanzar a pie firme para poder seguir aumentándola”.

Críticas al plan de Piñera

Por sentido común las personas creen que aumentando la cantidad de pistas de una calle se descongestionará. Sin embargo “la realidad es que eso nunca sucede, y cuando sucede es por un cortisimo tiempo”, dice a Publimetro Ariel López, ingeniero en Transporte de la Universidad de Chile.

“Hay un dicho que "es como creer que la obesidad se resuelve aumentando los orificios del cinturón. Se pueden aumentar las pistas, pero la congestión generada en los accesos y salidas de las autopistas se mantendrá o incluso aumentará”, aseguró. Su opinión no está alejada de la crítica que hace también Ricardo Hurtubia, académico de la Escuela de Arquitectura y del Departamento de Ingeniería en Transporte de la UC.

“No tiene mucho sentido anunciar un tren rápido y mejorar la alternativa que le complica a ese tren rápido. Por supuesto que las autopistas tienen que existir pero una tercera pista es bastante cuestionable sobre todo si pensamos poner una alternativa”, como es el anuncio del tren rápido a Valparaíso.

Contaminación

Pero esta no es la única crítica. La contaminación se alza fuerte, y no es menor: en Chile más de 11 mil personas han muerto por la contaminación, según el último informe de la ONU.

“No puede ser que seamos sede de la COP25, es bien hipócrita decir que estamos preocupados y al mismo tiempo que queremos hacer más autopistas e incentivar el uso del auto. Nuestra inversión debería estar orientada al transporte sostenible”, señaló Hurtubia.

Mientras tanto López asegura que "aumentar infraestructura para automóviles al interior de ciudades solo promueve su uso, y con esto la generación de mayor contaminación, atentando contra la salud de toda la población, especialmente los más vulnerables".

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo